Loading...
updated 6:59 PM CET, Dec 16, 2017

El Titanic fue encontrado durante una misión secreta de la Guerra Fría

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

restos de la proa del Titanic

Robert Ballard tuvo que buscar primero dos submarinos estadounidenses hundidos

National Geographic reveló el proyecto militar clandestino que condujo al descubrimiento del famoso naufragio

Hace veinte años, la exitosa película de James Cameron "Titanic" cautivó a las audiencias de todo el mundo. Pero fue hace menos de 10 años que Robert Ballard, el oceanógrafo que descubrió el Titanic en 1985, reveló al mundo que encontró el famoso naufragio como resultado de una expedición militar de alto secreto. Así es como dio la noticia National Geographic el 2 de junio de 2008.

El descubrimiento del Titanic en 1985 provino de una investigación secreta de la Marina de los Estados Unidos sobre dos submarinos nucleares destruidos, según el oceanógrafo que encontró al desgraciado transatlántico.

Los detalles de esta historia de la Guerra Fría se conocen desde mediados de la década de 1990, pero ahora se conocen más detalles, dijo el descubridor del Titanic, Robert Ballard.

"La Marina finalmente está discutiendo", dijo Ballard, un oceanógrafo de la Universidad de Rhode Island en Narragansett y el Acuario Mystic e Instituto de Exploración en Connecticut.

Ballard se reunió con la Marina en 1982 para solicitar fondos para desarrollar la tecnología robótica sumergible que necesitaba para encontrar el Titanic. Ballard es también un explorador en residencia de la National Geographic Society.

Hallazgo sorpresa

Ronald Thunman, entonces subjefe de operaciones navales para la guerra submarina, dijo a Ballard que el ejército estaba interesado en la tecnología, pero con el propósito de investigar los restos de los U.S.S.Thresher y U.S.S. Scorpion.

Como la tecnología de Ballard podría llegar a los submarinos hundidos y tomar fotografías, el oceanógrafo acordó ayudar. Luego le preguntó a la Marina si podía buscar el Titanic, que estaba ubicado entre los dos restos del naufragio.

"Estaba un poco corto con él", dijo Thunman, quien se retiró como vicealmirante y ahora vive en Springfield, Illinois. Hizo hincapié en que la misión era estudiar los buques de guerra hundidos.

Una vez que Ballard había completado su misión, si le quedaba tiempo, dijo Thunman, Ballard podía hacer lo que quisiera, pero nunca le dio permiso explícito para buscar el Titanic.

Ballard dijo que el secretario de Marina, John Lehman, conocía el plan. "Pero la Marina nunca esperó que encontrara el Titanic, y cuando eso sucedió, se pusieron realmente nerviosos por la publicidad", dijo Ballard.

"Pero la gente estaba tan concentrada en la leyenda del Titanic que nunca conectaron los puntos".

placa conmemorativa de la exploración de Ballard

Submarinos hundidos

El Thresher y el Scorpion se habían hundido en el océano Atlántico norte a profundidades de entre 10.000 y 15.000 pies (3,.000 y 4.600 metros). Los militares querían saber el destino de los reactores nucleares que impulsaban los barcos, dijo Ballard. Este conocimiento era para ayudar a determinar la seguridad ambiental de la eliminación de materiales nucleares perdidos en los océanos.

La Marina también quería averiguar si había alguna evidencia que respaldara la teoría de que los soviéticos habían hundido al Scorpion.

Según Thunman, los datos de Ballard mostraban que los reactores nucleares estaban seguros en el fondo del océano y no tenían ningún impacto en el medio ambiente.

Los datos también confirmaron que el Thresher probablemente se hundió luego de que una falla en la tubería condujera a un colapso de la energía nuclear, agregó. Los detalles que rodean al Scorpion son menos seguros. Un accidente catastrófico de algún tipo llevó a una inundación del extremo delantero del submarino, dijo Thunman. La parte trasera permaneció sellada e implosionó una vez que el submarino se hundió por debajo de cierta profundidad.

"No vimos ninguna indicación de algún tipo de arma externa que causara el hundimiento de la nave", dijo Thunman, descartando la teoría de que los rusos torpedearon el submarino en represalia por el espionaje.

mástil delantero del Titanic

Ruta de los restos

Mientras buscaba los submarinos hundidos, Ballard aprendió una valiosa lección sobre los efectos de las corrientes oceánicas sobre los restos que se hunden: las cosas más pesadas se hunden rápidamente. El resultado es una ruta de restos diseñada de acuerdo con la física de las corrientes.

Con tan solo 12 días en su misión, Ballard comenzó a buscar el Titanic, usando esta información para rastrear el transatlántico. Especuló que el barco se había roto por la mitad y dejó un rastro de escombros a medida que se hundía.

"Eso es lo que nos salvó", dijo Ballard. "Resultó ser cierto".

Desde entonces, el explorador ha utilizado una técnica similar para encontrar otros barcos y tesoros hundidos, incluidas sus expediciones al Mar Negro.

¿Estas expediciones también son parte de misiones secretas? Después de todo, el Mar Negro se encuentra en el volátil Medio Oriente.

"La Guerra Fría ha terminado", dijo Ballard. "Ya no estoy en la Marina".

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar