El pez payaso cuenta las rayas para distinguir a amigos de enemigos

peces payaso en la naturaleza
Peces payaso anémona (Amphiprion ocellaris) fotografiados en estado salvaje. Crédito: Kina Hayashi

El pez anémona Amphiprion ocellaris identifica las especies por el número de barras blancas en el cuerpo

A menudo pensamos en los peces como despreocupados nadadores en el océano, que reaccionan al mundo que los rodea sin mucha previsión.

Sin embargo, una nueva investigación del Instituto de Ciencia y Tecnología de Okinawa (OIST) sugiere que nuestros primos marinos pueden ser más conscientes de lo que creemos.

Al observar cómo una colonia de pez payaso (Amphiprion ocellaris), la especie del personaje principal de Buscando a Nemo, reacciona ante los intrusos en su hogar de anémona de mar, los investigadores del OIST han descubierto que los peces reconocen diferentes especies de pez anémona según el número de barras blancas en sus cuerpos.

"La frecuencia y duración de los comportamientos agresivos en el pez anémona payaso fue mayor hacia los peces con tres barras como ellos", explica la Dra. Kina Hayashi de la Unidad Marina Eco-Evo-Devo del OIST, primera autora del artículo, "mientras que eran menos agresivos con peces con una o dos barras, y menos hacia aquellos sin barras verticales, lo que sugiere que son capaces de contar el número de barras para reconocer la especie del intruso".

El pez payaso suele ser un anfitrión amable, lo que permite que muchas especies diferentes visiten su anémona de mar. Sin embargo, si un miembro de su propia especie, y que no forma parte de la colonia, entra en su hogar, el pez más grande de la colonia, conocido como pez alfa, morderá agresivamente y ahuyentará al intruso.

Para descubrir cómo determinan estos peces las especies de sus visitantes, la Dra. Hayashi y sus colegas realizaron dos series de experimentos con peces payaso inmaduros criados en el laboratorio.

En el primer conjunto, colocaron diferentes especies de peces anémona, con diferente número de barras blancas, en pequeñas cajas dentro de un tanque con una colonia de anémona payaso y observaron con qué frecuencia y durante cuánto tiempo los peces miraban agresivamente y rodeaban la caja.

En el segundo conjunto, los investigadores presentaron una colonia de peces payaso con diferentes discos de plástico pintados con colores reales de peces anémona y midieron el nivel de agresión hacia estos modelos.

peces payaso de plástico

Imagen: Los modelos de plástico utilizados para medir el comportamiento agresivo del pez anémona payaso. Foto: Kina Hayashi.

El pez payaso anémona mostró el comportamiento más agresivo hacia los intrusos con tres barras como ellos. Los modelos de pez de plástico con dos barras fueron atacados con menor frecuencia, mientras que los que tenían una o cero barras recibieron la respuesta menos agresiva.

Estudios anteriores han demostrado que el pez payaso reacciona mucho más fuerte a los modelos con barras verticales que a las horizontales, lo que sugiere que la cantidad de color blanco o la presencia general de barras blancas no es el factor decisivo. Combinado con la observación de que los discos de plástico, que no tienen rasgos que definan especies aparte de las barras verticales, reciben la misma respuesta que los peces vivos, llevó a los investigadores a sugerir que los peces parecen estar contando el número de barras blancas verticales para informar su nivel de agresión hacia los intrusos.

agresividad del pez payaso

Imagen: Figura que muestra el comportamiento agresivo del Amphiprion ocellaris, o pez payaso, en respuesta a diferentes especies de pez anémona, tanto vivas como modelos. Crédito: Kina Hayashi

Los investigadores también descubrieron una jerarquía estricta en las colonias de anémona payaso que determina qué peces atacan al intruso. En la naturaleza, una colonia suele estar formada por una hembra alfa, un macho beta y varios juveniles gamma. La posición social dentro de la colonia está determinada por diferencias muy leves de tamaño. El pez anémona obtiene su tercera y última raya cuando se metamorfiza en un macho o una hembra cuando crece lo suficiente, razón por la cual el alfa actual utiliza métodos agresivos para mantener el status quo, incluida la expulsión de los miembros de la colonia si crecen demasiado.

Aunque los investigadores utilizaron peces inmaduros que aún no se habían metamorfizado en machos o hembras, todavía observaron la misma jerarquía basada en el tamaño, con el juvenil más grande asumiendo el papel de alfa y liderando la carga contra el intruso.

Vídeo de uno de los experimentos con un modelo de pez payaso. Se ve al alfa atacando el modelo de plástico. Vídeo: Kina Hayashi.

"Es interesante estudiar los peces anémona debido a su relación simbiótica única con las anémonas de mar. Pero lo que este estudio muestra es que hay mucho que no sabemos sobre la vida en los ecosistemas marinos en general", dice la Dra. Hayashi.

El estudio es un recordatorio aleccionador de la necesidad de preservar los frágiles arrecifes de coral donde habitan peces como el pez anémona. Si el pez payaso, popular tanto como mascota como en los medios, puede sorprendernos con su capacidad para contar barras y mantener estrictas jerarquías sociales, entonces surge la pregunta de cuántos animales y notables comportamientos animales aún quedan por descubrir en estos ecosistemas amenazados.

Los hallazgos se ha publicado en el Journal of Experimental Biology: Counting Nemo: anemonefish Amphiprion ocellaris identify species by number of white bars

Etiquetas: Pez payasoContarRaya

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero su lectura es gratuita. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a colaborar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar

Boletín de suscripción

Creemos que el gran periodismo tiene el poder de hacer que la vida de cada lector sea más rica y satisfactoria, y que toda la sociedad sea más fuerte y más justa.

Recibe gratis nuevos artículos por email:

Especies marinas

Medio ambiente

Ciencia y tecnología

Turismo