updated 2:26 PM CET, Dec 1, 2016

Calamares van al espacio por la salud de los astronautas

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

calamar hawaiano de Bobtail

Los cefalópodos nunca han estado en el espacio antes

El transbordador espacial Endeavour llevará en su próximo vuelo calamares en tubos de agua de mar

El transbordador Endeavour en la rampa de lanzamiento Si el último lanzamiento del transbordador espacial Endeavour sigue adelante según lo previsto la semana que viene,  llevará una carga inusual: calamares.

Esto no se debe a que los astronautas quieran un cambio en su menú: el calamar puede ayudarnos a entender cómo se comportan las bacterias "buenas" en la microgravedad del espacio. Jamie Foster de la Universidad de Florida en Gainesville, que está ejecutando el experimento, dice: "¿Las bacterias buenas no nos irán mal?"

Ya sabemos que los microbios crecen más rápido y son más virulentos si se envían al espacio. En 2006 bacterias de  Salmonella fueron enviadas en un transbordador espacial, y cuando regresaron a la Tierra tenían casi tres veces más probabilidades de matar a los ratones que de forma normal (Ver enlaces más abajo).

Todos esos estudios se centraron en bacterias dañinas. "Este es el primero en observar las bacterias beneficiosas", dice Foster.

Tentáculos orbitando

Los calamares son cefalópodos, un grupo de animales relativamente inteligentes, que también incluye pulpos y sepias. Los cefalópodos nunca han estado en el espacio antes - no en la realidad, por lo menos.

Foster se las ha arreglado para enviar a calamares hawaianos de Bobtail (Euprymna scolopes), una especie del Pacífico que lleva en su cuerpo un cargamento de una bacteria llamada Vibrio fischeri. Los microbios colonizan a los calamares jóvenes poco después de la eclosión del calamar y se instalan en sus órganos de luz. El calamar usa a las bacterias para generar luz, que brilla muy bajo para asegurarse de que no proyectan una sombra visible.

bacteria Vibrio fischeri

simbiosis calamar y Vibrio fischeri

Este es un ejemplo clásico de mutualismo: las dos especies cooperan y cada uno de ellas obtiene beneficios. Los seres humanos tienen relaciones similares con los microbios, que ayudan a dar forma a nuestro sistema inmunológico y digestivo. Miles de especies están involucradas con nosotros en lugar de una sola. "Los seres humanos son demasiado complejos", dice Foster.

El experimento de Foster es simple. Los calamares recién nacidos que aún no han encontrado su pareja bacteriana van a subir a órbita en tubos de agua de mar. 14 horas después de su lanzamiento, un astronauta agregará las bacterias y les darán 28 horas para colonizar el calamar. A continuación, el calamar será sacrificado y ultracongelado para traerle de vuelta a la Tierra para su análisis.

Foster tiene algunos resultados preliminares de experimentos en tierra hechos en microgravedad simulada y el calamar parecía mostrar problemas con la absorción de bacterias. Si el estudio del transbordador muestra el mismo resultado, esto sugeriría que las relaciones de los astronautas con sus propios microbios también pueden verse afectadas en el espacio. "Queremos asegurarnos que los astronautas están sanos", dice.

Fuente: New Scientist

Cambios de las bacterias en el espacio:

Mutant space bugs a threat to astronauts
Space flight alters bacterial gene expression and virulence and reveals a role for global regulator Hfq
Gene chip to identify mutating space bugs

Como curiosidad: Dos Endeavour de viaje, uno en el espacio y el otro en el mar

El HMB Endeavour, una réplica del velero Endeavour en el que James Cook completó su primer viaje de exploración,  comenzó recientemente un viaje alrededor de Australia. Durante la primera parte de ese viaje, el transbordador espacial Endeavour, también el mismo nombre que el barco de Cook, estará realizando un viaje espacial de alrededor de dos semanas, a la Estación Espacial Internacional.

HMB Endeavour, velero réplica de Aaustralia

El comandante Mark Kelly del transbordador Endeavour, un capitán de Marina de los EE.UU., y Mattson Ross, capitán del HMB Endeavour, realizan dos viajes completamente diferentes.

La ruta de circunnavegación de Australia está prevista en alrededor de 13 meses, con paradas en 18 puertos. Es parte de la flota histórica del Museo Nacional de Australia y hará a vela medias de alrededor de 2,5 millas náuticas por hora. Con el uso de dos motores discretamente instalados, un promedio de 5 nudos.

un aterrizaje del transbordador Endeavour

El STS-134 es el vuelo 25 y el último del transbordador Endeavour. El transbordador orbita la Tierra una vez cada 91 minutos más o menos, a una altitud de cerca de 220 millas a 17.500 kilómetros por hora, alrededor de 10 veces la velocidad de una bala de rifle de alta potencia.