Una escala de tiempo para el origen y la evolución de toda la vida en la Tierra

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

marismas salobres rosadas

Existe un segundo registro de vida, preservado en los genomas de todas las criaturas vivientes

Un nuevo estudio dirigido por científicos de la Universidad de Bristol ha utilizado una combinación de datos genómicos y fósiles para explicar la historia de la vida en la Tierra, desde su origen hasta nuestros días.

Los paleontólogos han buscado durante mucho tiempo comprender como un todo la vida antigua y la historia evolutiva compartida de la vida.

Sin embargo, el registro fósil de la vida temprana está extremadamente fragmentado y su calidad se deteriora significativamente más atrás en el tiempo hacia el período arcaico, hace más de 2,5 billones de años, cuando la corteza terrestre se había enfriado lo suficiente como para permitir la formación de continentes y la única forma de vida eran microbios.

Holly Betts, autora principal del estudio, de la Facultad de Ciencias de la Tierra de la Universidad de Bristol, dijo: "Hay pocos fósiles del Eón Arcaico y generalmente no se pueden asignar inequívocamente a los linajes con los que estamos familiarizados, como las algas verdeazuladas o las arqueobacterias amantes de la sal que colorean marismas rosadas en todo el mundo. El problema con el primer registro fósil de la vida es que es muy limitado y difícil de interpretar: el reanálisis cuidadoso de algunos de los fósiles más antiguos ha demostrado que son cristales, no fósiles en absoluto".

La evidencia fósil de la historia temprana de la vida está tan fragmentada y es difícil de evaluar que los nuevos descubrimientos y las reinterpretaciones de los fósiles conocidos han llevado a una proliferación de ideas contradictorias sobre la escala de tiempo de la historia temprana de la vida.

El coautor, profesor Philip Donoghue, también de la Escuela de Ciencias de la Tierra de Bristol, agregó: "Los fósiles no representan la única línea de evidencia para comprender el pasado. Existe un segundo registro de vida, preservado en los genomas de todas las criaturas vivientes".

El coautor Dr. Tom Williams, de la Escuela de Ciencias Biológicas de Bristol, dijo: "Combinando información fósil y genómica, podemos usar un enfoque llamado 'reloj molecular' que se basa libremente en la idea de que el número de diferencias en los genomas de dos especies vivientes (por ejemplo, un ser humano y una bacteria) es proporcional al tiempo en que compartieron un antepasado común".

escala de tiempo de la vida en la Tierra

Al usar este método, el equipo de Bristol y Mark Puttick de la Universidad de Bath pudieron derivar una escala de tiempo para la historia de la vida en la Tierra que no dependía de la edad siempre cambiante de la evidencia fósil más antigua aceptada de la vida.

El coautor, el profesor Davide Pisani, dijo: "Utilizando este enfoque pudimos demostrar que el Último Antepasado Común Universal de todas las formas de vida celular, 'Last Universal Common Ancestor - LUCA', existió muy temprano en la historia de la Tierra, hace casi 4.500 millones de años - no mucho después de que la Tierra fuera impactada por el planeta Theia, el evento que esterilizó la Tierra y llevó a la formación de la Luna (El nombre de Theia proviene de la mitología griega, ya que Theia o Tea era la titánide madre de la diosa lunar Selene).

"Esto es significativamente más temprano de lo que sugeriría la evidencia fósil más antigua actualmente aceptada. Nuestros resultados indican que dos linajes de vida "primarios" surgieron del LUCA (Eubacteria y Archaebacteria), aproximadamente un billón de años después del LUCA. Este resultado es un testimonio del poder de la información genómica, ya que es imposible, basándose en la información fósil disponible, discriminar entre los restos fósiles arqueológicos y eubacterianos más antiguos".

El estudio confirma los puntos de vista modernos de que los eucariotas, el linaje al que pertenece la vida humana (junto con las plantas y los hongos, por ejemplo), no es un linaje primario de la vida. El profesor Pisani agregó: "Es bastante humillante pensar que pertenecemos a un linaje que es miles de millones de años más joven que la vida misma".

Artículo científico: Integrated genomic and fossil evidence illuminates life’s early evolution and eukaryote origin

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar