updated 11:21 AM CET, Dec 9, 2016

Rescatada valiosa huella fósil de animal marino de 49 millones de años

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

fósil de organismo marino rescatado en Zumaia

Para su conservación se han extraído las rocas donde se encontraba en la playa de Itzurun en Zumaia, Guipuzkoa

Entre las ciudades de País Vasco de Deba y Zumaia, en la costa de Gipuzkoa, se conserva una riqueza geológica que data desde el Paleoceno, y en una de las masas rocosas se había localizado los restos fosilizados un organismo que habitó en los fondos marinos hace 49 millones años.

"Sarichnites abruptus" es el nombre científico de este espécimen, y la huella que dejó en la roca está formada por dos hileras paralelas de protuberancias alternas y es el ejemplar "más grande y más completo" conocido en el registro geológico mundial, ha informado la Diputación de Gipuzkoa, que gestiona esta zona, declarada biotopo protegido.

huella fósil de Sarichnites abruptusDocumentado hace más de siete años por los geólogos Juan Carlos Gutiérrez-Marco, paleontólogo del Instituto de Geociencias del CSIC, y Asier Hilario, director científico del Biotopo Deba-Zumaia, este icnofósil (o icnita - del griego ikhnos: huella, marca - son las estructuras preservadas en rocas sedimentarias que registran actividad biológica) se encontraba en la base de un acantilado inestable, afectado por una grieta y en peligro de derrumbamiento por el embate de las olas.

El "claro deterioro" de la roca producido en los últimos meses ha llevado a la Diputación de Gipuzkoa a la extracción de la huella para garantizar su conservación, trabajo que se llevó a cabo el 2 de noviembre.

El rastro fósil del misterioso animal marino mide 1,5 metros de largo y 3 metros de ancho, y se extrajo con otras rocas que lo rodeaban, con un peso de más de 200 kilos.

Con estos fragmentos se realizará una exposición en Zumaia, en el centro de interpretación Algorri dedicado al "flysch" de la zona, como son designados los pliegues de los acantilados sedimentarios, considerado por los científicos internacionales como el mejor lugar en el mundo para apreciar los límites de transición entre dos períodos del Paleoceno.

El rastro, de "alto valor" según los geológos, estaba en la capas verticales de las rocas del extremo noreste de la playa de Itzurun en Zumaia.

Enlace: Diputación de Gipuzkoa