updated 3:47 PM CET, Dec 7, 2016

Sorprendente hallazgo de pulpos fosilizados

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

fósil de pulpo encontrado en Líbano

Son los pulpos más antiguos conocidos, tienen 95 millones de años

Los fósiles demuestran que los pulpos modernos se desarrollaron antes de lo que se pensaba

fósil de pulpo en Líbano Los fósiles de pulpos son algunos de los más raros y más improbables de encontrar entre los fósiles marinos. Las posibilidades de que un cadáver de pulpo sobreviva el tiempo suficiente para ser fosilizado es tan pequeña que antes de este descubrimiento sólo una especie fósil de pulpo era conocida, y con menos patas en el ejemplar.

Todo el mundo sabe lo que es un pulpo. Incluso si usted nunca ha visto uno en directo, sus ocho brazos, con las ventosas, y el cuerpo en forma de saco, son casi tan familiares como los que tienen cuatro patas, cola y cabeza, como los gatos y perros. A diferencia de nuestros primos los vertebrados, sin embargo, los pulpos no tienen una estructura bien desarrollada, y aunque es famoso porque les permite meterse en los espacios que un animal más robusto no podría, esto crea problemas a los científicos interesados en la historia evolutiva. ¿Cuándo adquirieron los cuerpos de los pulpos sus características, por ejemplo? Nadie lo sabe realmente, porque los pulpos fósiles son más raros que, bueno, casi la cosa más rara que podría encontrarse.

El cuerpo de un pulpo está compuesto casi totalmente de músculos y piel, y,  cuando muere, se descompone y licua rápidamente en una masa viscosa. Después de sólo unos pocos días no habrá nada en absoluto. Esto supone que el nuevo cadaver se consume casi inmediatamente y lo preserva de carroñeros hambrientos. El resultado es que la preservación de un pulpo en un fósil es casi tan improbable como encontrar un fósil de un estornudo, y ninguna de las 200-300 especies de pulpos conocidas hoy en día se han encontrado en forma de fósiles. Hasta que se ha hecho ahora.

Los paleontólogos han identificado a tres nuevas especies de pulpos fósiles descubiertas en rocas del Cretácico en el Líbano. Las cinco muestras, que se describen en el último número de la revista Paleontología, tienen 95 millones de años, pero, sorprendentemente, se han preservado los ocho patas de los pulpos con las huellas de los músculos y las líneas características de las ventosas. Incluso rastros de la tinta y las branquias internas están presentes en algunos ejemplares.

fósil pulpo Líbano "Estos son unos fósiles sensacionales, extraordinariamente bien preservados", dice Dirk Fuchs de la Universidad Freie de Berlín, autor principal del informe. Pero lo que sorprendió a la mayoría de los científicos fue la similitud de las muestras con los pulpos modernos: "estas muestras tienen 95 millones de años, sin embargo, uno de los fósiles es casi indistinguible de las especies vivas actuales. Esto proporciona una información importante de su evolución".

La más primitiva de las especies pulpos tenía aletas carnosas a lo largo de su cuerpo. Los nuevos fósiles están tan bien conservados que ponen de manifiesto cómo podrían vivir los pulpos que no tienen estas estructuras. " Esto empuja hacia atrás el origen del pulpo moderno a decenas de millones de años, y aunque esto es científicamente significativo, quizás lo más destacable de estos fósiles es que existan.

La historia del descubrimiento la cuentan así en Discover Magazine:

Dirk Fuchs
Noventa y cinco millones de años atrás, cinco pulpos alcanzaron su fin en las aguas que cubren lo que hoy es el Líbano. La falta de oxígeno en el fondo marino local mantuvo la zona libre de carroñeros y los sedimentos cubrieron rápidamente los cadáveres de los animales, con una conservación sin precedentes de los detalles de los mismos. En enero pasado el paleobiólogo Dirk Fuchs de la Universidad Libre de Berlín y sus colegas publicaron su análisis de estos fósiles, los pulpos más antiguos conocidos.


Debido a su delicada estructura, los pulpos no han dejado prácticamente ningún rastro evolutivo a seguir. "La preservación de estas criaturas de cuerpo blando es el resultado de la suerte en una cadena de oportunidades", dice Fuchs. Antes, sólo una única especie de pulpo prehistórico había aparecido en el registro fósil, por lo que los nuevos hallazgos representan una explosión de información sobre la historia de los animales.

Los cinco individuos incluyen tres especies de pulpo no registradas anteriormente: Hyperbolaris Keuppia, Keuppia Levante, y Annae Styletoctopus. Cada pieza muestra la cabeza del animal, los ocho brazos, los sacos de tinta, y las ventosas. Los dos especies de Keuppia parecen más primitivas, pero Fuchs se sorprendió al encontrar que la anatomia del Styletoctopus lo coloca en la misma familia que el Pulpo vulgaris, El pulpo común actual. "Su apariencia indica que los pulpos modernos se desarrollaron mucho antes de lo que se pensaba", concluyó Fuchs.

Enlaces: Biografia Dr. Dirk Fuchs   Freie Universität Berlin

Crédito imágenes: Dr. Dirk Fuchs