Vuelo Alaska-Australia podría colocar a un ave marina en libros de récords

aguja colipinta (Limosa lapponica)

Una joven aguja colipinta recorrió 13.560 kilómetros sin detenerse

Una joven aguja colipinta (Limosa lapponica) parece haber establecido un récord de distancia sin escalas para las aves migratorias al volar al menos 13.560 kilómetros (8.435 millas) desde Alaska hasta el estado australiano de Tasmania, dijo el viernes un experto en aves.

El ave fue etiquetada como una cría en Alaska durante el verano del hemisferio norte con un chip GPS de seguimiento y un pequeño panel solar que permitió a un equipo de investigación internacional seguir su primera migración anual a través del Océano Pacífico, dijo el coordinador de BirdLife Tasmania, Eric Woehler. Debido a que el ave era tan joven, se desconocía su sexo.

Con unos cinco meses de edad, salió del sudoeste de Alaska en el delta Yukón-Kuskokwim el 13 de octubre y se posó 11 días después en Ansons Bay, en el extremo nororiental de la isla de Tasmania, el 24 de octubre, según datos del Instituto Max Planck de Ornitología de Alemania. La investigación aún no se ha publicado ni revisado por pares.

El ave comenzó en un curso suroeste hacia Japón y luego giró hacia el sureste sobre las Islas Aleutianas de Alaska, según muestra un mapa publicado por el Centro de Aves Playeras Pūkorokoro Miranda de Nueva Zelanda.

agujas colipintas

Imagen: Agujas colipintas en la playa de Marion Bay, en el estado australiano de Tasmania, el 17 de febrero de 2018.

El ave volaba nuevamente hacia el suroeste cuando voló sobre o cerca de Kiribati y Nueva Caledonia, luego pasó por el continente australiano antes de girar directamente hacia el oeste hacia Tasmania, el estado más al sur de Australia. El rastro del satélite mostró que recorrió 13.560 kilómetros (8.435 millas) sin detenerse.

"Si se trata de un accidente, si esta ave se perdió o si es parte de un patrón normal de migración de la especie, aún no lo sabemos", dijo Woehler, quien forma parte del proyecto de investigación.

Guinness World Records enumera la migración más larga registrada por un ave sin detenerse para comer o descansar como 12.200 kilómetros (7.580 millas) por un aguja colipinta macho etiquetada por satélite que volaba desde Alaska a Nueva Zelanda.

Ese vuelo se registró en 2020 como parte del mismo proyecto de investigación de una década, que también involucra a la Universidad Fudan de China, la Universidad Massey de Nueva Zelanda y la Red Global Flyway.

agujas colipintas

Imagen: Agujas colipintas vuelan sobre Marion Bay en el estado australiano de Tasmania el 27 de diciembre de 2013.

La misma ave rompió su propio récord el año pasado con un vuelo de 13.000 kilómetros (8.100 millas) en su siguiente migración, dicen los investigadores. Pero Guinness aún tiene que reconocer esa hazaña.

Woehler dijo que los investigadores no sabían si la última ave, conocida por su etiqueta satelital 234684, volaba sola o como parte de una bandada.

"Hay tan pocas aves que han sido etiquetadas que no sabemos qué tan representativo es este evento", dijo Woehler.

"Puede ser que la mitad de las aves que migran desde Alaska lleguen a Tasmania directamente en lugar de a través de Nueva Zelanda o podría ser el 1%, o podría ser que esta sea la primera vez que sucede", agregó.

Las aves adultas salen de Alaska antes que las juveniles, por lo que es poco probable que el ave marcada haya seguido hacia el sur a los viajeros más experimentados, dijo Woehler.

Woehler espera ver al ave una vez que se despeje el clima húmedo en el rincón remoto de Tasmania, donde engordará después de haber perdido la mitad de su peso corporal en su viaje.

Etiquetas: Ave marinaRécordVueloSin escalas

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero su lectura es gratuita. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a colaborar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar

Boletín de suscripción

Creemos que el gran periodismo tiene el poder de hacer que la vida de cada lector sea más rica y satisfactoria, y que toda la sociedad sea más fuerte y más justa.

Recibe gratis nuevos artículos por email: