Las hormonas de la ballena gris emiten una señal de angustia

ballena gris

Utilizan muestras fecales para localizar una importante hormona de estrés

Ciertas hormonas en las ballenas grises (Eschrichtius robustus) podrían actuar como una señal de angustia, revelando cómo se las arreglan las ballenas cuando les resulta más difícil encontrar comida.

La investigadora postdoctoral de la Universidad Internacional de Florida (FIU) en el Instituto de Medio Ambiente Leila Lemos descubrió que la T3, una hormona tiroidea conectada a las actividades metabólicas, tiende a aumentar cuando las ballenas grises están estresadas, delgadas y desnutridas.

Este hallazgo fue algo inesperado. Estudios previos sobre orcas y ballenas jorobadas han encontrado que la T3 aumenta con la alimentación. Lemos esperaba que las ballenas grises que estudió frente a la costa de Oregón tuvieran niveles más altos de T3 cuando tuvieran más acceso a la comida y estuvieran en mejor forma. Pero no fue así.

"Dependiendo de la temporada y la disponibilidad de sus presas, las ballenas pueden estar regordetas y 'relajadas' o delgadas y 'estresadas'", dijo Lemos. "Aún así, encontramos una relación negativa entre la condición corporal y los niveles de cortisol, que era lo que se esperaba, lo que significa que las ballenas más delgadas y posiblemente hambrientas estaban más estresadas que las regordetas. Según la literatura, esperábamos encontrar una correlación positiva entre la T3 y la condición corporal, pero encontramos lo contrario".

estado corporal de las ballenas grises

Imagen: ¿Cómo saber si una ballena gris es regordeta o delgada? Lemos examinó y midió fotos de drones para averiguarlo.

La razón de esto está relacionada con el hecho de que la T3 también está ligada a otras actividades metabólicas como la regulación de la temperatura corporal o el uso de las fuentes de energía disponibles. Dado que las ballenas tienen grasa para mantener estable su temperatura, el aumento de la T3 en las ballenas con una condición corporal más pobre podría estar relacionado con el uso de carbohidratos como fuente de energía. La T3 de una ballena aumentaría cuando está estresada, porque necesitaría otra fuente de energía para sobrevivir, especialmente si la comida es escasa.

Este estudio proporciona importante información sobre lo que sucede dentro de las ballenas. Después de todo, no se sabe mucho, porque es un desafío recolectar muestras para desentrañar el misterio.

La muestra particular que buscaba Lemos requiere mucha espera. Primero, tiene que esperar a que aparezcan las ballenas grises y que se acerquen lo suficiente a su barco. Luego, tiene que esperar a que la naturaleza las llamen. Sí, está esperando a que hagan caca.

Leila Lemos

Imagen: La espera vale la pena. Lemos fotografía una ballena gris mientras se acerca al barco.

Para científicos como Lemos, las muestras fecales son preciosas, porque revelan lo que la condición corporal de las ballenas por sí sola no puede: lo que está sucediendo con las hormonas.

En total, Lemos recolectó más de 70 muestras de 36 ballenas grises. La mayoría tenía niveles más altos de T3 y cortisol, lo que corresponde a datos ambientales que revelan cambios que podrían haber interferido con la capacidad de las ballenas para encontrar comida.

Se necesita con urgencia más monitoreo, como este, para proporcionar una comprensión más clara de los desafíos que enfrentan las ballenas en el entorno rápidamente cambiante de hoy, un hecho que se hizo más evidente en los últimos años después de que cientos de ballenas grises quedaron varadas.

"Es de vital importancia evaluar el estado fisiológico de esta población simultáneamente con los datos ambientales para identificar las potenciales causas de eventos inusuales y trágicos como este", dijo Lemos. "Esta información puede ayudarnos a desarrollar mejores estrategias de conservación para proteger la especie".

Los hallazgos fueron publicados en Marine Mammal Science: Stressed and slim or relaxed and chubby? A simultaneous assessment of gray whale body condition and hormone variability

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar