Pelorus Jack, el delfín que ayudaba a los barcos a navegar por un peligroso estrecho

Delfín Pelorus Jack
Pelorus Jack. Foto: A. Pitt

Fue la primera criatura marina protegida por la ley de un país

Desde 1888 hasta 1912, los barcos que atravesaban un angosto canal de agua en el estrecho de Cook en Nueva Zelanda tenían una inusual escolta. Un solitario delfín de Risso guiaba regularmente a los barcos a través de las traicioneras aguas cerca de French Pass. Se convirtió en un guardián tan bienvenido que algunos barcos incluso esperaban a que apareciera el delfín antes de continuar con su viaje.

Delfines de Risso

Los delfines de Risso (Grampus griseus), también llamados delfines grises o calderones grises, viven en aguas tropicales y templadas del Pacífico, el Atlántico, el Índico y el Mediterráneo. Su personalidad varía. La mayoría son tímidos, pero algunos parecen ser más extrovertidos. Les gusta permanecer cerca de la superficie del agua, saltando, batiendo sus aletas y colas, y sacando sus redondas cabezas al aire libre. Si bien prefieren pasar el rato en grupos de hasta 30, de vez en cuando se aventuran solos.

delfín de Risso

Imagen: Un delfín de Risso en el agua en California. Foto: Michael L. Baird/Wikipedia Commons

Los delfines de Risso son robustos y, a menudo, tienen profundas cicatrices en su piel blanca, gris o marrón debido a las peleas con otros delfines. Con un peso de 300 a 500 kg, miden hasta tres metros de largo y viven hasta 35 años.

Aparece Pelorus Jack

Los testigos vieron por primera vez a Pelorus Jack en 1888. Viajando cerca de French Pass entre la isla D'Urville y la isla Sur, los pasajeros de la goleta Brindle vieron un delfín blanco de Risso, de unos cuatro metros de largo, en el agua en la parte delantera del barco. Estuvo con la goleta durante unas 24 horas, aparentemente llevándola a aguas más seguras.

Incidentes similares ocurrieron a lo largo de los años. La gente llamó al delfín Pelorus Jack, por Pelorus Sound, el lugar donde el delfín comenzó a acompañar a un barco. Tendía a permanecer cerca de un barco durante unos 20 minutos. Sorprendentemente, su guía evitó naufragios o accidentes con rocas y corrientes peligrosas en esa traicionera región. Esto hizo que algunos barcos esperaran a que apareciera el delfín antes de pasar por esa delicada sección.

Nadie confirmó nunca si Pelorus Jack era macho o hembra, pero el análisis fotográfico sugiere que era macho. Los machos tienden a ser más grandes que las hembras.

delfín Pelorus JackImagen derecha: Pelorus Jack. Photo: Capt. C. F. Post, of the N.Z. Govt. SS Tutanekai

Comportamiento

Según los relatos de los periódicos a principios del siglo XX, Pelorus Jack tenía una extravagante personalidad.

"Se zambulló debajo de nuestra quilla, luego se disparó hacia adelante nuevamente, y dando una voltereta completa nos regaló lo que solo puedo describir como una exhibición de carreras de obstáculos marinos", dijo una historia.

Otra mencionó la "impaciencia de Pelorus Jack al saltar ocasionalmente fuera del agua".

Estos resaltan no solo el carácter y la inteligencia del delfín, sino también el apego de la población local hacia él. Lo humanizaron y eventualmente se convirtió en un valioso miembro de la comunidad naviera.

Uno podría preguntarse por qué un delfín exhibiría tal comportamiento. Si bien no hay una explicación oficial, algunos especulan que podría haber estado aburrido o que le gustaba montar las olas de proa de los barcos, como hacen los delfines.

Sin embargo, lo que más sorprendió a los testigos fue el comportamiento de Pelorus Jack después de que un tripulante del SS Penguin casi lo mata a principios del siglo XX. Por alguna razón, el tripulante trató de dispararlo, pero sobrevivió. Si bien esto no disuadió a Pelorus Jack de acompañar a los barcos, se alejó del SS Penguin cuando regresó al área. Su evitación de ese barco condujo a su naufragio en esas aguas.

Animal protegido

Después del incidente con el tripulante del SS Penguin, los lugareños indignados exigieron que Pelorus Jack recibiera el estatus de protegido. El propio gobernador firmó un decreto oficial según el cual la caza en esas aguas se castigaba con una multa de hasta 100 libras esterlinas. Nueva Zelanda se convirtió así en el primer país en legislar la protección a un mamífero marino.

Desaparición

Después de una larga carrera ayudando a los barcos, Pelorus Jack finalmente desapareció en 1912. Lo más probable es que el querido delfín muriera de viejo. Se rumoreaba que la tripulación de un barco ballenero encontró el cuerpo de un delfín en la costa de la zona. Pero esto sigue sin confirmarse.

Sin embargo, el legado de Pelorus Jack perduró. El servicio de ferry entre islas de Wellington a Picton utiliza el delfín como logotipo oficial.

Etiquetas: DelfínAyudarBarco

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero su lectura es gratuita. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a colaborar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar

Boletín de suscripción

Creemos que el gran periodismo tiene el poder de hacer que la vida de cada lector sea más rica y satisfactoria, y que toda la sociedad sea más fuerte y más justa.

Recibe gratis nuevos artículos por email:

Especies marinas

Medio ambiente

Ciencia y tecnología

Turismo