Número "sin precedentes" de ballenas muertas varadas en Escocia e Irlanda

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

ballena picuda varada

Y los científicos están apuntando con el dedo al sonar anti-submarino

Se ha encontrado un total de 80 ballenas de aguas profundas muertas en las costas atlánticas de Escocia e Irlanda desde principios de agosto, más de 10 veces el número habitual durante los años anteriores.

Los científicos de mamíferos marinos dicen que la presencia de ballenas varadas sugiere un "evento de mortalidad inusual", o UME por sus singlas en inglés, que podría haber matado hasta 1.000 ballenas picudas, tamibén llamadas zifios o ballenatos de Cuvier (Ziphius cavirostris), en el Océano Atlántico Norte en los últimos meses.

La causa de la muerte de las ballenas es desconocida, pero los científicos temen que puedan ser el resultado de buques de guerra que utilizan un sonar activo para cazar submarinos enemigos en ejercicios antisubmarinos navales.

Simon Berrow, un biólogo marino que dirige el Irish Whale and Dolphin Group (IWDG), una ONG de conservación, dijo a LiveScience que desde el 4 de agosto habían varado 30 ballenas picudas muertas en la costa oeste de Irlanda.

Alrededor de 26 de los cadáveres eran ballenas de pico de Cuvier, una especie que vive principalmente en las profundidades del océano, mientras que el resto eran zifios de Sowerby (Mesoplodon bidens) o ballenas picudas boreales (Hyperoodon ampullatus).

Típicamente, solo dos o tres ballenas picudas muertas varan en la costa irlandesa cada año, dijo Berrow.

Se ha informado un aumento similar en las muertes de ballenas picudas en la costa oeste de Escocia.

El biólogo marino Nicholas Davison, quien encabeza el equipo de científicos que monitorea los varamientos de mamíferos marinos en Escocia, dijo que se habían encontrado un total de 50 ballenas picudas muertas en las costas occidentales del continente y las islas escocesas entre mediados de agosto y principios de octubre.

"Es absolutamente sin precedentes", dijo Davison a Live Science. "El promedio para un año es de aproximadamente dos y medio, así que puedes ver que tenemos en marcha un evento excepcional".

Buceadores profundos

Berrow explicó que un fuerte aumento en la evidencia de muertes de ballenas en la costa implicaba que un número mucho mayor de ballenas podrían haber muerto en el océano abierto.

Berrow llegó a su estimación de las ballenas de Cuvier que murieron en el último evento de mortalidad (1.000) basándose en estudios científicos sobre los varamientos de delfines en Francia, escribió en el sitio web de IWDG. Eso está fuera de una población estimada de unos pocos miles de esas especies en todo el Atlántico Norte.

Los cadáveres, dijo, estaban muy descompuestos cuando vararon en Irlanda y Escocia, lo que sugiere que habían estado muertos y a la deriva durante varias semanas, dijo. "Eso es lo que nos lleva a la idea de que sucedió algo catastrófico. Si se tratara de una enfermedad o malnutrición, se esperaría un rango más amplio de condiciones de cadáveres y se esperaría un rango más amplio en términos de tiempo, pero estos ocurrieron al mismo tiempo, más o menos".

Las ballenas picudas de Cuvier, también conocidas como ballenas de pico de ganso, son una de las especies de ballenas de buceo más profundas en el océano: Un estudio publicado en línea en 2014 en la revista PLOS ONE demostró que pueden sumergirse a profundidades de más de 9.500 pies (2.900 metros) durante más de 130 minutos, en busca de calamares y peces de aguas profundas que comen.

Las ballenas de Cuvier adultas crecen hasta 23 pies (7 m) de largo, pesan hasta 5.500 libras. (2.500 kilogramos), y viven unos 60 años. Se estima que viven en los océanos del mundo más de 100.000 de estas ballenas.

ballenas picudas varadas

Sonar anti-submarino

La investigación científica ha demostrado que las ballenas picudas de Cuvier son sensibles a los sonidos muy fuertes causados por el sonar anti-submarino, que es utilizado por los buques de guerra que cazan submarinos enemigos y durante los ejercicios anti-submarinos navales.

Los científicos sospechan que los sonidos del sonar causan un intenso dolor a las ballenas picudas que bucean a profundidades extremas, de modo que emergen demasiado rápido y mueren por la enfermedad de descompresión. "El efecto del sonar de la marina en las ballenas picudas es bastante aceptado, bien aceptado ahora", dijo Berrow.

Después que se publicó un estudio científico de un UME anterior entre ballenas de inmersión profunda en 2010 [PDF], "se descubrió más tarde que las [fuerzas] de la OTAN estaban buscando un submarino ruso... así que tal vez sucedió algo así", dijo.

El sonar anti-submarino no es utilizado por los buques de guerra irlandeses, pero es utilizado por la Marina de los Estados Unidos y por la Marina Real Británica, dijo Berrow.

"Si los británicos, los estadounidenses o la OTAN dijeran que no ha habido un ejercicio militar en el Atlántico Norte durante años, entonces pensarías que probablemente no será eso", dijo Berrow. "Pero, por supuesto, la marina no te dice nada, es de alto secreto".

Tanto la Royal Navy como la US Navy han estudiado informes de que el sonar anti-submarinos puede afectar al buceo de las ballenas [PDF].

En un comunicado a Live Science, un portavoz dijo que la Royal Navy de Gran Bretaña "toma muy seriamente sus responsabilidades para proteger el medio ambiente".

Cuando fue posible, los operadores de sonar de la Royal Navy tomaron "medidas de evitación" cuando se detectaron animales como las ballenas, utilizando prácticas de precaución similares a las utilizadas en otras industrias marinas, según el comunicado.

Berrow y Davison dijeron que la cantidad de muertes de ballenas estaba siendo ahora investigada por las autoridades de conservación en Irlanda y el Reino Unido.

Davison dijo que la investigación podría tardar un año o más en concluir e incluiría información de modelos de corrientes de deriva en el Atlántico norte y los resultados de estudios de ADN post mortem sobre las ballenas muertas, lo que podría ayudar a los investigadores a reducir la ubicación del UME.

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar