Clicky

oso polar ataca a un niño

El suceso ocurrió en un zoológico de San Luis, Missouri

Un hambriento oso polar lanzó un mordisco a una criatura cuando estaba de visita en un zoológico Missouri - pero por suerte el enorme oso blanco fue detenido del ataque al niño porque estaba al otro lado del cristal.

Al principio, el oso polar en el Zoo de St. Louis parece bucear en el tanque para saludar al niño, que está sentado en el suelo observando al animal.

El niño encantado, que estaba rodeado por su familia, se puede ver que pone su mano sobre el cristal para dar la bienvenida al mullido animal, mientras este se sumerge en la piscina para estudiar al niño.

Después de una breve inspección, el oso polar sube para tomar aire y todo se ve bien.

Pero entonces el poderoso plantígrado se sumerge bajo el agua otra vez, mostrando sus enormes dientes en un intento de morder al pequeño.

Sorprendido por el repentino ataque, el niño empieza a llorar mientras el oso vuelve a la superficie después de la fallida emboscada.

Se puede escuchar la risa del público después del repentino ataque sorpresa, pero la madre del bebé calla rápidamente el llanto del bebé desde el suelo.

Tratando calmar a su petrificado hijo, la madre dice: "Él sólo quiere jugar".

Una persona en la multitud añadió en tono de broma: "Trató de tomar un bocado".

Es la segunda vez que este oso de 1,200 libras ha salido en los titulares después de haber sido reubicado con mucha fanfarria en el Zoológico de San Luis el año pasado.

Los osos polares están clasificadas como vulnerables, con su hábitat natural en gran parte dentro del círculo polar ártico.

Relacionada: (Vídeo) Un oso polar ataca a una mujer en el zoo de Berlín

Etiquetas: OsoPolarAtaqueNiñoZoo
 
Recibe gratis nuevos artículos por email:

National Geographic
Inicia sesión para suscribirte en Youtube

Adivinas ¿qué es?

Foto oculta

Enlaces y recursos