Identifican un péptido que señala la saciedad en la alimentación de las medusas

medusa Cladonema pacificum
La medusa Cladonema pacificum. Crédito: Hiromu Tanimoto

Sobre el origen del apetito: la GLWamida representa en las medusas un ancestral neuropéptido de saciedad

Un equipo afiliado a múltiples instituciones en Japón ha identificado un péptido que señala la supresión de la alimentación en las medusas. En su estudio el grupo diseccionó muestras de medusas y estudió sus genes.

Investigaciones anteriores han demostrado que el acto de comer es generalmente un complicado proceso en la mayoría de los animales porque involucra varios subprocesos. Uno de esos subprocesos involucra los mecanismos implicados en la detección del hambre y también en la detección cuando se ha consumido suficiente comida.

En este nuevo trabajo, el equipo de investigación centró sus esfuerzos en aprender más sobre cómo determina una medusa cuándo ha comido lo suficiente.

El trabajo consistió en diseccionar varias muestras de medusas, centrándose más específicamente en el núcleo, que contiene la mayor parte del tracto digestivo y la campana, que es donde se encuentra la mayor parte del sistema nervioso. Luego realizaron una búsqueda exhaustiva del genoma de las medusas para determinar qué genes se activaban cuando la medusa tenía hambre y cuando estaba saciada. Encontraron 43 genes, cada uno de los cuales controla la expresión de pequeñas moléculas que podrían funcionar como hormonas.

Vídeo: Comportamiento alimentario de las medusas Cladonema. Captura de un camarón de salmuera nadando libremente por una medusa hambrienta, seguida de la secuencia completa de pasos de alimentación de las medusas.

A continuación, el equipo sintetizó moléculas controladas por los 43 genes que había aislado y probó cada uno de ellos por su impacto en el comportamiento alimentario de las medusas vivas, reduciendo su lista de posibles sospechosos. Más pruebas les permitieron reducir sus opciones a un solo péptido, al que se refieren como GLWamida (GLWa).

péptido GLWamidaImagen derecha: GLWamida (verde) expresada en las neuronas que rodean el ojal de Cladonema (círculo negro). Los núcleos se muestran en magenta. Crédito: Vladimiros Thoma

Luego llevaron a cabo pruebas exhaustivas de GLWa con medusas vivas, administrándolas a especímenes hambrientos, así como a aquellos que habían sido bien alimentados. Descubrieron que darles el péptido a las medusas funcionó como un supresor de la dieta: las medusas pensaron que estaban llenas, por lo que dejaron de comer.

Luego, el equipo de investigación centró su atención en las moscas de la fruta. Descubrieron que alimentarlos con un pariente de GLWa llamado MIP hizo lo mismo. Hizo que las moscas pensaran que estaban llenas, por lo que dejaron de comer, incluso si no habían comido durante bastante tiempo.

Los investigadores sugieren que hormonas como GLWa se desarrollaron muy temprano en términos evolutivos porque las moscas de la fruta y las medusas están muy separadas en el reino animal.

Los hallazgos se han publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences: On the origin of appetite: GLWamide in jellyfish represents an ancestral satiety neuropeptide

Etiquetas: MedusaSaciedadPéptido

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero su lectura es gratuita. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a colaborar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar

Boletín de suscripción

Creemos que el gran periodismo tiene el poder de hacer que la vida de cada lector sea más rica y satisfactoria, y que toda la sociedad sea más fuerte y más justa.

Recibe gratis nuevos artículos por email:

Especies marinas

Medio ambiente

Ciencia y tecnología

Turismo