updated 12:27 AM CET, Dec 9, 2016

Los falsos temores de ataques del candirú a seres humanos

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 
pez candiru

Cuentan que se introduce en la uretra mientras se orina en aguas de la región amazónica

El candirú, por lo que se dice, es un pequeño pez delgado y resbaladizo que entrará en una uretra humana del que se atreve a orinar en las aguas superficiales de la región amazónica de América del Sur (supuestamente el pez se siente atraído por la urea en la orina).

Una vez dentro, cuentan, el pez se ancla con sus espinas, chupa la sangre y los tejidos, incluso roe, lo que resulta en un dolor insoportable. Algunas fuentes afirman que, si tienen la oportunidad, el pez también entrará en la vagina o en el recto.

El candirú, al parecer, no puede volver a salir de un huésped humano, y no puede ser eliminado por las espinas - por lo que este pequeño pescado hace un daño terrible, que lleva a la laceración, hemorragia, destrucción de la vejiga, la amputación del pene, hasta la muerte!

pez candirú (Vandellia spp.)

Busca "candirú" en Internet y verás las muchas historias que existen sobre este pez.

Estos relatos exquisitamente horribles mezclan el miedo a las aguas desconocidas con nuestro total desprecio de los parásitos, para producir una pesadilla sin duda peor que el ataque de la piraña, mordedura de serpiente, o la malaria.

La buena noticia es que, incluso con millones de personas que viven en la Amazonia y millones de turistas que cada año la visitan, simplemente no existen casos bien documentados de infestación por el candirú - contrariamente a las historias de horror que se pueden ver y escuchar en la televisión y en Internet.

Un documento de 2013 titulado "candirú – A Little Fish With Bad habits: Need Travel Health Professionals Worry? A review" publicado en el Journal of Travel Medicine, explora la historia y la evidencia científica de los ataques del candirú en los seres humanos. Su autor Irmgard L. Bauer escribió:

"Yo había oído hablar de vez en cuando de esto, no a través de los sitios web horribles, sino en la literatura - también la literatura médica lo menciona - pero en mi opinión, no hay nada que fundamente los rumores".

El Dr. Bauer encontró que los cuentos del candirú empiezan en algún momento del siglo XIX, con la primera historia atribuida a Carl Friedrich Philipp von Martius. Desde allí, el sendero nos lleva a través de exploradores, naturalistas (incluyendo Alfred Russel Wallace), médicos, misioneros, científicos y escépticos. En última instancia, sin embargo, la cantidad de pruebas no son un poco más que anécdotas y rumores.

"La mayoría de los informes", escribe el Dr. Bauer en su artículo, "son, de hecho, repetidos una y otra vez sobre la base de las mismas historias ya descritas en otras partes... siendo casi imposible identificar a los testigos oculares originales de los ataques del candirú...".

La verdad sobre el candirú

pez candirú se introduce en las branquias de otro pezAunque el pez culpado más frecuentemente por ataques a humanos es una especie de bagre, el Vandellia cirrhosa, el término candirú (alternativamente bagre lápiz, bagre vampiro o carnero) en realidad se refiere a un grupo de bagres parásitos que no han sido bien estudiados.

Las afirmaciones de que se sienten atraídos por la orina, chupan la sangre y sobreviven dentro de un huésped humano se basan en suposiciones y anécdotas imaginarias a largo de los siglos. Esto es lo que sabemos:

El Vandellia spp. normalmente ingiere la sangre de otros peces. El bagre (o pez gato) ataca introduciéndose en la abertura branquial y sujetándose cerca de un importante vaso sanguíneo. Jansen Zuanon e Iván Sazima estudiaron los hábitos de alimentación de varias especies de pez gato vampiro, incluyendo al V. cirrhosa, y reportaron sus hallazgos en un artículo de 2004 en el Journal of Ichthyology and Aquatic Biology ("Vampire Catfishes Seek the Aorta, not the Jugular: candirús of the Genus Vandellia [Trichomycteridae] Feed on Major Gill Arteries of Host Fishes”). Los investigadores observaron que los peces parecen usar sus espinas para anclarse en las aberturas branquiales de los peces huespedes pero, en vez de chupar la sangre realmente, laceran la arteria y se alimentan de la sangre del huésped que bombea a través de la herida. La alimentación toma menos de dos minutos y medio, y a continuación, el candirú sale del anfitrión.

Su introducción en una uretra humana sería tan devastador para el pez como lo sería para el ser humano. Este es un ambiente muy diferente del de las branquias de los peces y, como el Dr. Bauer afirma en su documento, "en la uretra, sin oxígeno disponible y sin espacio para nadar, es poco probable que el pez sobreviva aunque sea unos minutos".

Evidencia de ataques del candirú a humanos

pez candirú se introcude en la uretra al orinarDoscientos años después de que apareciera el primer informe aterrador del candirú todavía no tenemos ninguna prueba sólida que merezca credibilidad. Sin embargo, existe un caso reportado por el urólogo Anoar Samad del Hospital Adventista de Manaus en Brasil, pero el caso no está documentado lo suficiente como para constituir una prueba.

Sobre este caso, el Dr. Bauer dijo:

"Creo que cualquier interpretación es poco sólida... lamentablemente, el Dr. Samad no aporta ninguna prueba verídica de su afirmación ... El pez ha desaparecido, las fotos podrían ser falsas... en este momento, no se pueden confirmar las afirmaciones".

Los investigadores no han demostrado cómo localiza el candirú la apertura de las branquias de su pez huésped, pero es cierto que la urea es excretada por los peces a través de sus branquias, y por los seres humanos en la orina. También es posible que el movimiento del líquido hacia fuera a través del orificio atraiga al pez.

Zuanon y Sazima observaron y documentaron a un candirú penetrando con éxito en la fosa branquial posterior de un pez huésped (por donde también expulsa agua) y hacer una comida de sangre.

Estos autores escriben:

"La entrada en la branquia es causada probablemente porque el bagre estaba hambriento desde hace cinco días. Esto puede arrojar algo de luz sobre los informes ocasionales de que los candirú entren en orificios del cuerpo que no sean las cámaras branquiales..., y tal vez también los que se refieren a la penetración muy inusual en la uretra humana...".

Los temores a bañarse por la infestación del candirú

De las pruebas sabemos que el candirú nada a veces, por así decirlo, en la corriente equivocada, pero parece que los ataques a seres humanos, si es que ocurren, son infinitamente raros - tal vez una vez cada cien años más o menos.

Recursos:

Bauer, Irmgard L. candirú – A Little Fish With Bad habits: Need Travel Health Professionals Worry? A Review. (2013). Journal of Travel Medicine. 20:2.

Hara, Toshiaki J., and Zielinski, Barbara. Fish Physiology: Sensory Systems Neuroscience. (2007). Elsevier Academic Press.

Zuanon, Jansen and Sazima, Ivan. (PDF) Vampire Catfishes Seek the Aorta, Not the Jugular: Candirus of the Genus Vandellia (Trichomycteridae) Feed on Major Gill Arteries of Host Fishes. (2004). Journal of Ichthyology and Aquatic Biology. 8:1.

Samad, Anoar. Candiru Inside Urethral. [sic] Urology Clinic.