updated 1:27 PM CET, Dec 5, 2016

¿Podría el pargo lunar solucionar la invasión del pez león?

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

un pez se come al pez león

Parece que otras especies están empezando a incluir al pez león en su dieta

pez león (Pterois volitans) Muchos restaurantes de México ya han incorporado a sus menús al pez león

Personal del Parque Nacional Marino de Cozumel están especulando que el pargo lunar (Lutjanns annais) se ha adaptado para incluir el pez león (Pterois volitans) en su dieta. Recientemente empleados del Cozumel National Marine Park capturaron imágenes de vídeo de un pargo lunar atacando y comiendo a un pez león vivo.

El video fue filmado a 24 pies de profundidad en el arrecife de Chankanaab. Los buzos en otras áreas, tales como Roatán, también han documentado casos de pargos lunar, e incluso peces meros, comiendo pez león.



Como sabemos, el pez león no es indígena del Caribe y hasta la fecha se han considerado una gran amenaza, porque no han tenido un depredador natural para mantener su voraz apetito bajo control.

Los pargos lunar son una especie común en los arrecifes del Caribe. De color plateado, verde oliva en los costados y la espalda de color rojo, se sabe que comen peces, camarones, cangrejos y caracoles. Los adultos son generalmente criaturas solitarias, aunque en ocasiones se pueden encontrar en pequeños bancos.

El Pez piedra es un posible predador natural, y también venenoso. El único problema es que esta especie sólo podría vivir en los arrecifes coralinos para poder capturar a sus presas y, además, este pez no es nada selectivo. Se alimenta de lo que primero que se le atraviesa, porque no nada, es decir, caza al acecho. Arrasará con los peces locales, quienes no lo conocen, y despues irá por el pez león.


Por esto no es viable un programa de control biológico al pez león con este tipo de especie. En el vídeo de arriba un pez piedra captura un pez león.

Los lectores habituales recordarán que desde hace mucho tiempo he estado siguiendo la propagación del pez león, pez venenoso nativo del Indo-Pacífico, a través del Caribe. Aunque nadie sabe con certeza cómo fue introducida por primera vez la especie en el Caribe, lo que es sorprendentemente claro es la velocidad con la que el pez león se ha expandido a un nuevo territorio. Tras iniciales avistamientos documentados en las Bahamas, la especie venenosa se encuentra ahora a lo largo de las Antillas Mayores, la totalidad del Sistema Arrecifal Mesoamericano y parte de la costa norte de América del Sur.


La explosiva expansión de pez león por el Caribe se debe en parte a la super fecundidad de la especie. Los peces león son esencialmente máquinas Xerox en reproducción. Investigadores de la NOAA han determinado que el pez león alcanza la madurez sexual a los dos años y se reproducen varias veces durante la temporada de desove, que puede ser de un año. Cada semilla puede producir hasta 30.000 huevos. Pero el éxito de la expansión del pez león también ha sido en función de la falta de depredadores en el Caribe que reconociesen al pez león como alimento.


La investigación realizada por el Dr. Mark Hixon de la Oregon State University, científico de primera línea sobre esta invasión, ya ha determinado que en un corto período después de la entrada del pez león en un área, la supervivencia de los pequeños peces de arrecife se redujo en un 80 por ciento. Aparte de la mortalidad rápida e inmediata de la vida marina, la pérdida de peces hervíboros también presenta el escenario de que las algas abrumen potencialmente a los arrecifes de coral, perturbando el delicado equilibrio ecológico en el que existen.

El pez león es comestible

Para motivar la pesca de esta especie, el Gobierno mexicano está promoviendo la gastronomía local con platos y recetas que tienen como base al pez león, de carne sabrosa y tierna. Muchos restaurantes de Cancún y Playa del Carmen ya han incorporado a sus cartas esta nueva exquisitez culinaria. En el vídeo siguiente se muestra su limpieza y elaboración:


Ver también: Buzos enseñan a tiburones a cazar al pez león | La invasión del pez león

Enlaces: Cozumel National Marine Park | Mark Hixon (Oregon State University)