updated 11:42 AM CEST, Jun 14, 2018

Los mixinos usan su flácida y blanda piel para sobrevivir a los ataques de tiburones

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

mixino oculto en una esponja

En el espacio entre su piel y el cuerpo podría caber otro mixino

Los mixinos son criaturas sin mandíbulas, parecidas a anguilas, conocidas por rociar grandes cantidades de moco cuando son atacadas. Ahora, los científicos han encontrado otro mecanismo de defensa que protege a estos monstruos viscosos: su piel flácida y blanda.

Los investigadores agregaron dientes de tiburón mako a una guillotina para replicar cómo muerde a un mixino un verdadero tiburón. La flácida piel de los mixinos permitió que el diente de tiburón atravesara la piel, pero nunca a través del músculo subyacente. Eso permite que las especies marinas escapen, evitando relativamente ilesas los ataques de tiburón, según un estudio publicado esta semana en el Journal of Royal Society Interface.

Los mixinos tuvieron su momento de fama a principios de este año, cuando se volcó un camión que transportaba 7.500 libras de estas criaturas parecidas a anguilas, esparciendo cantidades inimaginables de moco recubriendo los automóviles en una carretera de Oregón. El moco está hecho de una proteína recubierta de azúcar llamada mucina y los guardan en carretes de hilos enrollados que son como seda de araña. Cuando un mixino es atacado, libera la viscosa malla para protegerse. De hecho, la sustancia pegajosa obstruye las agallas del depredador, que luego libera a la criatura para salvar su propia vida.

En un vídeo publicado por investigadores en 2011, se observó en Nueva Zelanda a un pez mixino rociando la baba sobre la boca de tiburón. El tiburón se ve como si estuviese atrapando una nube de mocos, lo que permite que el mixino salga ileso. Entonces, después de ver el vídeo, un equipo de investigadores en Canadá y los EE. UU. quería saber: ¿cómo pueden sobrevivir los mixinos a los ataques de tiburones?

"Fue una observación extraña que este animal podría ser mordido por un tiburón y luego nadar aparentemente ileso a excepción de una marca de punción", dice la coautora del estudio Sarah Boggett, profesora de secundaria e investigadora del Departamento de Biología Integrativa de la Universidad de Guelph.

En primer lugar los investigadores colocan la piel del mixino, que tiene tres capas y sin escamas, en una máquina que atraviesa con un alfiler para medir la fuerza necesaria para perforarla. En comparación con otras 21 especies de peces, como la trucha arco iris y el pez escorpión, no se encontró que el mixino tuviera una piel particularmente dura. Pero el secreto yace en otro lugar: cuán flácida es la piel.

dientes de tiburón en la piel de un mixino

La piel del mixino está unida al cuerpo del animal en solo dos lugares: el centro de su espalda y sus lados, donde se encuentran las glándulas mucosas. Entonces, Boggett inyectó una solución debajo de la piel de varios mixinos muertos para verificar cuánto espacio había entre el cuerpo y la piel. La respuesta fue alucinante: en un mixino del Pacífico, ese espacio extra puede contener aproximadamente el 46 por ciento del propio volumen corporal del animal. Si se inyecta suficiente líquido para que la piel comience a estirarse y el mixino empiece a gotear, podría caber allí más del 100 por ciento del volumen de su cuerpo. Eso significa que esencialmente podrían caber dos mixinos dentro de la piel de uno.

Luego los investigadores unieron los dientes de tiburón mako a una guillotina hecha a medida, de modo que los dientes podrían ser dirigidos contra mixinos muertos con la misma fuerza que tendrían en la vida real. La piel suelta funcionaba como una armadura fláccida y blanda: los colmillos podían perforar la piel pero no los músculos subyacentes, lo que reducía el daño de una mordedura de tiburón.

Entonces, misterio resuelto. Ahora sabemos que la piel flácida no es mala para todos. Puede salvar vidas.

Artículo científico: Flaccid skin protects hagfishes from shark bites

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar