Clicky

raya diablo gigante (Mobula mobular)

Pueden crecer más de 5 metros de largo y son conocidas por sus acrobáticos saltos

El descubrimiento de docenas de rayas diablo gigantes embarazadas enredadas en redes de pesca a lo largo del Golfo de California en México podría significar que la especie en peligro de extinción tiene en aguas cercanas una zona de nacimiento previamente desconocida.

Esa es la conclusión de un estudio dirigido por Leo Chan Gaskins, un estudiante de doctorado en ciencias marinas y conservación en el Laboratorio Marino de la Universidad de Duke.

"Estos animales alcanzan la madurez sexual muy lentamente y solo tienen un cachorro por camada, por lo que perder incluso un pequeño número de hembras embarazadas por la captura secundaria puede tener efectos nefastos sobre el potencial de nacimiento y la supervivencia a largo plazo de una población local", dijo Gaskins.

"Todavía sabemos muy poco sobre el tamaño de la población mundial, los patrones de movimiento anuales y las zonas reproductivas, por lo que el descubrimiento y la protección de un campo de cría previamente desconocido sería una buena noticia para la conservación", dijo Gaskins.

Las rayas diablo gigantes (Mobula mobular) pueden crecer más de 5 metros de largo y son conocidas por sus acrobáticos saltos e inmersiones profundas. Grandes cantidades mueren accidentalmente cada año cuando quedan atrapadas en redes de pesca mientras se alimentan en aguas poco profundas.

Gaskins observó rayas enredadas mientras en abril de 2014 realizaba un curso de campo sobre conservación marina comunitaria en el Golfo de California como estudiante de Duke.

Las mediciones de la envergadura de las alas de dos de las hembras adultas muertas y una de las crías confirmaron la creencia de Gaskins de que las crías eran recién nacidas.

"Estas mediciones, junto con el hecho de que cada embarcación desembarcó múltiples rayas embarazadas, sugirieron que los pescadores habían puesto sus redes sin saberlo en una zona de cría", dijo.

Estudios anteriores han demostrado que las rayas diablo gigantes usan el Golfo de California como zona de apareamiento y alimentación en primavera y principios de verano, pero era desconocida allí la presencia de una zona de parto.

Conocer la ubicación y el momento de los movimientos de las rayas en el Golfo a medida que se dirigen hacia y desde los lugares de cría ayudaría a los pescadores locales, los administradores de pesquerías y los grupos de conservación a reducir el riesgo de captura secundaria, dijo.

El artículo revisado por pares se ha publicado en la revista Ecology: Pregnant giant devil ray (Mobula mobular) bycatch reveals potential Northern Gulf of California pupping ground

Etiquetas: RayaDiabloViveroMéxico
 
Recibe gratis nuevos artículos por email:

National Geographic
Inicia sesión para suscribirte en Youtube

Adivinas ¿qué es?

Foto oculta

Enlaces y recursos