updated 12:28 PM CEST, Sep 27, 2016

¿Fueron tiburones quien mataron a ese lindo bebé delfín?

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

bebé delfín comido por tiburones

Un bebé delfín suena lindo, ¿no? ¿Qué pasa con un bebé delfín destrozado por hambrientos tiburones?

Una mujer de Filadelfia hizo el pasado sábado (13 de junio) una impactante foto de un bebé delfín a medio comer durante su visita a la playa en Wildwood, Nueva Jersey. La foto del cadáver del animal recién nacido - supuestamente mordido de esa manera por tiburones - fue publicada en Facebook y desde entonces se ha echo viral.

Muchas personas que vieron la foto concluyeron que la costa de Jersey ya no es un lugar seguro para los delfines. Pero de momento que no guarden su equipo de playa.

Es poco probable que un grupo de hambrientos tiburones fuese realmente el responsable de la muerte del delfín, dijo Robert Schoelkopf, director del Centro de Varamientos de Mamíferos Marinos, una organización sin fines de lucro en Brigantine, Nueva Jersey. El delfín mular de 3 pies de largo (0,9 metros) probablemente murió antes de que los tiburones comenzaran a comerlo, dijo Schoelkopf.

"No es raro que cualquier cosa que vara en tierra haya sido mordida por tiburones. Eso es lo que hacen los tiburones. Limpian el océano de carroña", dijo Schoelkopf, que ha trabajado con mamíferos marinos durante 40 años. Schoelkopf mantiene una gran base de datos de fotos de animales que murieron por causas desconocidas y luego aparecieron en la playa después de haber sido parcialmente comidos por tiburones.

Por supuesto, Schoelkopf admitió que es posible que los tiburones matasen al bebé delfín; pero piensa que es poco probable. Mientras Daniel Abel, profesor de ciencias marinas de la Coastal Carolina University en Conway, Carolina del Sur, dijo que podría ser difícil averiguar lo que realmente sucedió.

"Cualquier explicación es posible", dijo Abel. "Un tiburón podría comer fácilmente un animal de ese tamaño. Y un tiburón también podría haber comido un animal muerto".

Mientras que la gente piensa en general en los tiburones como cazadores, estos animales no son realmente tan delicados sobre si su presa está viva o muerta (mientras que la presa no haya estado muerta por mucho tiempo), señaló Abel. Por ejemplo, se ha observado que los grandes tiburones blancos comen ballenas muertas, a pesar de que estos temibles depredadores son muy aficionados a perseguir a la gran presa cuando todavía está viva.

"El nombre del juego en la evolución es el ahorro de energía", dijo Abel. "Podrían estar buscando comida, pero si hay un "buffet libre" frente a ellos, podrían parar y comer".

Es posible que un juvenil de gran tiburón blanco se alimentase de la cría del delfín, dijo Abel. Pero Schoelkopf sospecha que la responsable de las mutilaciones al cadáver del bebé delfín fue una especie más pequeña de tiburón.

"Debido a su ubicación, tan cerca de la costa, hay una posibilidad de que podría haber sido un tiburón tigre arenenero, ya que frecuentan las aguas poco profundas", dijo Schoelkopf. "Hemos visto a otros delfines llegar con mordiscos similares que eran de los tigres areneros".

Sin embargo, hay al menos otras siete especies de tiburones (además de los tigres areneros y los grandes blancos) que habitan las aguas frente a la costa de Nueva Jersey, por lo que encontrar con precisión qué especie mordió al delfín requiere mayor investigación, dijo Schoelkopf. El Centro de Varamientos de Mamíferos Marinos trata de averiguar la causa de la muerte de los animales y, si es posible, qué tipo de tiburón la causó.

Abel dijo que esta muerte del delfín no hace que el mar sea un lugar más peligroso de lo que fue la semana pasada. Sin embargo, la semana pasada el océano parecía un lugar bastante peligroso. El jueves (11 de junio), un tiburón atacó a una mujer joven en la costa de Carolina del Norte. Y el domingo (14 de junio) otros dos jóvenes fueron víctimas de diferentes ataques de tiburón a lo largo del mismo tramo de costa.

Sin embargo, no se debe dejar que el miedo de compartir el destino del bebé delfín impida disfrutar del mar este verano, dijo Abel.

"Hay una red muy activa de comida que es invisible para nosotros y que opera todo el tiempo", dijo. "No nos gusta pensar que lindos y pequeños mamíferos marinos sean comidos por grandes tiburones. Pero sucede todo el tiempo, y el océano no tiene que ser un lugar aterrador o menos seguro de lo que era antes de que sucediera".