1
Lisa tiene casi siete años y los dos únicos dientes que han abandonado su boca se los sacó la dentista con decisión y una pequeña dosis de espray anestésico. ¿Por qué? Los incisivos inferiores de esta estudiante de 1º de Primaria erupcionaron antes de que se cayeran los de leche, creando así una curiosa doble fila de dientes que llevó a su madre a llamar con urgencia a la clínica.