1
El tifón Hagupit, Ruby en la denominación local, parece estar en curso de colisión con una de las naciones más propensas a las tormentas en la Tierra: Filipinas. Podría golpear algún lugar en el centro de Filipinas tan pronto como este fin de semana, según las previsiones actuales, pero permanecen las principales preguntas sobre su intensidad y ruta exactas.

El Joint Typhoon Warning Center (JTWC), que está dirigido por la Fuerza Armada y Aérea de los Estados Unidos, pronostica que la tormenta alcanzará el estado de súper tifón como un fuerte huracán de categoría 4 dentro de los próximos tres días, antes de debilitarse a tormenta de categoría 2 en el momento en que alcance las Filipinas. Sin embargo, la ruta de largo alcance y los pronósticos de intensidad tienen un alto grado de incertidumbre, lo que significa que la tormenta podría golpear con una intensidad mucho mayor, o incluso virar lejos de las Filipinas por completo.

Según el JTWC, los modelos informáticos muestran "en gran medida diferentes soluciones más allá de 72 horas del martes por la tarde ET, con resultados que van desde un escenario de re-curva lenta a una ruta de descarga directa rápidamente en las islas centrales de Filipinas".

"Hay poca confianza en general en la trayectoria pronosticada", dijo el JTWC en su actualización en la tarde del martes.

Un signo ominoso es que algunas proyecciones de los modelos de ordenador muestran que la tormenta puede moverse a través de las Filipinas muy lentamente, lo que le permitiría volcar grandes cantidades de lluvia sobre terreno montañoso. Esta sería una receta perfecta para potenciales deslizamientos de tierra mortales e inundaciones urbanas.

Filipinas no es ajeno a los tifones, y ya ha visto varias de estas tormentas en lo que va de año. El año pasado, la ciudad de Tacloban fue casi borrada del mapa por el súper tifón Haiyan, que golpeó como una de las más intensas de tales tormentas que ha tocado tierra en cualquier lugar.

Esa tormenta tenía vientos máximos sostenidos de cerca de 190 millas por hora al tocar tierra, y produjo una devastadora y mortal marejada en las zonas costeras, incluyendo gran parte de Tacloban.

Es poco probable que esta tormenta vaya a ser de intensidad comparable a Haiyan cuando alcance las Filipinas, pero las tormentas de menor intensidad puede todavía plantear grandes riesgos en zonas densamente pobladas. Este es particularmente el caso en las Filipinas, donde las advertencias avanzadas y preparativos para la tormenta a menudo han estado a la altura de los de las naciones más desarrolladas.

Original en inglés:
Strengthening Typhoon Hagupit may pose major threat to Philippines