1

El estudio del Cegesev constata cómo cada vez menos coches se desplazan hasta las playas de la provincia. Concretamente, el año pasado las carreteras de acceso al litoral castellonense registraron un 3,1% menos de tráfico que en el 2010 --alrededor de unos 6.300 vehículos diarios--. Y eso que hace dos ejercicios ya bajó el tráfico con respecto al 2009 en un 2,3%.