1

El experimento de 31 días viviendo en un laboratorio submarino en los cayos de Florida, Estados Unidos, fue un éxito monumental, dijo Fabien Cousteau, quien echó mano de herramientas con las que su famoso padre explorador sólo pudo soñar.