1
Hace un año, la tormenta más fuerte para que nunca tocó tierra golpeó las Filipinas. El súper tifón Haiyan (Yolanda) mató a miles de personas, destruyó comunidades y causó miles de millones de dólares en daños.

Trágicamente, este tipo de tormentas intensas y destructivas pueden llegar a ser más normales en el futuro, ya que el calentamiento global se intensifica. Los científicos han advertido durante décadas que la emisión de gases de efecto invernadero en la atmósfera ha hecho y seguirá haciendo que suban las temperaturas medias globales, y el resultado serán más y más fenómenos meteorológicos extremos. Comunidades como las afectados por Haiyan están en la primera línea del cambio climático y las golpean primero y más duro.

Sólo unas pocas docenas de grandes contaminadores, incluyendo las principales compañías de petróleo, carbón y gas, son responsables de una gran parte de la contaminación que ha sido objeto de las emisiones a la atmósfera, y corremos el riesgo de hacer más severos los fenómenos meteorológicos extremos, como el tifón Haiyan.

Las personas resilientes de las Filipinas están dispuestas a tomar ambiciosas medidas. Ellos se están preparando para tomar todas las medidas posibles, incluidas las legales, en contra de los mayores contaminadpres, y necesitamos estar de pie con ellos. Están tomando estas medidas sin precedentes para todo nuestro bien, y necesitan saber que no están solos.

Para dar tu apoyo al proyecto pincha en este enlace