1
Científicos japoneses dicen que nunca han visto algo como lo que descubrieron después de la autopsia a un gran grupo de delfines que terminaron muertos después de ser descubiertos varados en una playa cerca del lugar de la catástrofe de Fukushima en 2011.

Sus pulmones estaban blancos lo que, según los científicos, es una indicación de pérdida de flujo sanguíneo a los órganos que es una indicación de envenenamiento por radiación.