1

Raramente generan tanto apasionamiento los concursos ciudadanos para asignar un nombre a la mascota de un museo. Sin embargo, el esqueleto de la ballena que preside el vestíbulo del Museu Blau de Barcelona ha suscitado una inusual competencia. ¡Recibieron 849 propuestas en dos semanas! El equipamiento, situado en el Fòrum, cierra este martes la fase final del concurso y ofrece a cualquier ciudadano la posibilidad de votar entre los 10 nombres finalistas, que ha seleccionado un jurado independiente.