1
Mediciones de transversales integrales de la erupción en Holuhraun tomadas desde el aire el 30 de diciembre y el 21 de enero muestran que el campo de lava se ha engrosado considerablemente durante estas tres semanas y que el volumen del campo de lava es ahora un poco menos de 1,4 km3.

El flujo de magma durante el período de tres semanas era un poco menos de 100 m3 por segundo. La intensidad de la erupción está disminuyendo lentamente. Se espera que será posible medir el volumen del campo de lava de nuevo más tarde esta semana, lo que dará nuevos números en el flujo de magma, como se indica en la hoja de datos más reciente del Consejo Científico Asesor de la Protección Civil de Islandia publicado ayer.

La actividad sísmica en Bárðarbunga sigue siendo fuerte. Se han detectado ocho sismos entre magnitud 4,0 y 4,9 desde la última reunión de la Junta Consultiva el viernes pasado. El terremoto más fuerte medido fue de magnitud 4,9 el sábado, 24 de enero En total se han detectado unos 150 terremotos alrededor de la caldera desde el pasado viernes. No se han detectado terremotos mayores de magnitud 5,0 en Bárðarbunga desde el 8 de enero.

Se detectaron alrededor de 50 sismos en el dique intrusivo que conecta Bárðarbunga y Holuhraun durante el mismo período. La mayoría de ellos eran menores de magnitud 1,0.

Mediciones GPS cerca de norte muestran que el glaciar Vatnajökull continua en lenta deflación hacia Bárðarbunga. El volcán se encuentra debajo de la esquina noroeste del glaciar.