1

Dos policías de Queensland, Australia, se llevaron un enorme susto cuando repentinamente un coche se abrió paso debajo de la espuma. Esto responde a un curioso efecto que se produce cada cierto número de años, se trata de un mar de espuma natural que se forma producto de las fuertes lluvias y vientos que agitan la materia orgánica en el océano.









Debido al movimiento de sedimentos del fondo del mar causado por las lluvias y los vientos huracanados, las playas se han convertido en un increíble mar de espuma. Un espectáculo digno de verse.