1
Seguro que estas navidades muchos de vosotros habréis disfrutado del salmón. Especialmente del salmón ahumando, o de esos deliciosos bocados de lonchas de salmón rellenas de huevo hilado, o con alcaparras por encima. El problema con el salmón es que es realmente caro