1
El 8 de noviembre de 2013 el súper tifón Haiyan (Yolanda en Filipinas) cabó un rastro de destrucción a través del centro de Filipinas. Fueron totalmente destruidas más de 570.000 casas a través de las Visayas y fueron severamente dañadas 1,1 millones de viviendas. Como resultado de ello, fueron desplazadas 4,1 millones de personas y 2,5 millones de personas quedaron en necesidad urgente de asistencia humanitaria.

La comunidad humanitaria reaccionó pronto y montó una respuesta masiva. En los primeros 100 días después, 4 millones de personas recibieron ayuda alimentaria, 500.000 familias recibieron materiales básicos de alojamiento de emergencia y otras 55.000 herramientas y materiales para la reconstrucción de viviendas Además, 420.000 niños recibieron materiales educativos para poder volver a la escuela.

Escucha el testimonio de los sobrevivientes, incluidos los más pequeños y cómo se las arreglaron para hacer frente a la devastación y la pérdida: