1
El petróleo apareció por primera vez en el estado español el 6 de junio de 1964. La fortuna recayó en el Pozo de Ayoluengo (Burgos). 50 años después, con los precios del crudo en caída libre y la amenaza de colapso a escala planetaria, el litoral español se ha convertido en un venero para las compañías de hidrocarburos. Numerosas peticiones para investigar la existencia de gas y petróleo, que las organizaciones ecologistas denuncian por su fuerte impacto ambiental, se han presentado ante el Ministerio de Industria en los últimos años. En dos meses (agosto y octubre de 2014) el gobierno ha despejado el camino a cuatro sondeos exploratorios, en Tarragona, dos frente a las costas de Vizcaya y Canarias.