1
Las diatomeas transfieren carbono desde la superficie del océano hacia las aguas profundas y los sedimentos marinos, un proceso denominado “bomba biológica” con el que contribuyen a regular la concentración de dióxido de carbono atmosférico y el clima de la Tierra. Estas algas microscópicas dependen de la disponibilidad de ácido silícico, con el que construyen sus paredes celulares.