1
En el plazo de un año, la isla Nishinoshima ha multiplicado su tamaño casi por nueve y el volcán que la ha originado sigue vomitando lava, lo cual, según estimaciones de los técnicos, ha aportado unos 50 millones de metros cúbicos y en su punto más alto se eleva a cien metros sobre el nivel del mar.