2
Muy poco se sabe acerca de las corrientes oceánicas y en general sobre la dinámica de los océanos. Pero la radiactividad liberada en el Pacífico por el accidente nuclear de Fukushima ha permitido a los científicos rastrear las corrientes del océano.