1

Los internautas chinos se burlaron el miércoles de la decisión del Gobierno de prohibir en los próximos tres años que se sirva sopa de aleta de tiburón en banquetes, presentándola como un tímido paso de líderes que gastan fortunas en otras exquisiteces y están por encima de las preocupaciones corrientes.