1
La viabilidad tecnológica de varias ideas para blanquear el Ártico está muy en el aire. Las propuestas incluyen granos flotantes o microburbujas que reducirían la absorción de los rayos del Sol, pero más allá de si son incluso factibles, es importante determinar si tendrían o no el impacto ambiental deseado si se implementaran.