1

Los hechos ocurrieron a primera hora del día en la parte este de la capital islandesa, cuando un grupo de agentes -entre 15 y 20- intentaba detener a un hombre de 59 años buscado por causas que no han trascendido.