1
2.000 toneladas de este elemento químico se cuantifican en los fondos marinos isleños