updated 8:06 PM CET, Dec 10, 2016

Reserva de la Biosfera El Vizcaíno, México, desde satélite

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Reserva de la Biosfera El Vizcaino, México - imagen de satélite

El Vizcaíno ofrece un hogar invernal para la ballena gris y otros mamíferos marinos

A la mitad de la Península de Baja California se encuentra una reserva natural que la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) ha declarado Patrimonio de la Humanidad. Abarcando dos lagunas y una gran extensión de tierra entre ellas, la Reserva de la Biosfera El Vizcaíno ofrece un hogar invernal para la ballena gris y otros mamíferos marinos y hábitat de miles de aves acuáticas migratorias. La vida vegetal incluye la vegetación del Desierto de Sonora y, a la orilla del mar, los manglares.

El 5 de diciembre de 2002, el Enhanced Thematic Mapper Plus en el satélite Landsat 7 captó esta imagen de la parte occidental de la reserva, incluyendo el Lago Ojo de Liebre.

En el extremo oeste de El Vizcaíno las elevaciones son bajas y las condiciones climáticas secas. La precipitación anual es inferior a 80 milímetros (3 pulgadas) por año y el agua se evapora con tanta rapidez que rara vez los ríos llegan al mar. Mientras tanto, los constantes vientos organizan las arenas sueltas en forma de dunas. Pero la tierra no es completamente estéril: Más de 400 especies de plantas han sido identificadas en la reserva, muchas de ellas arbustos o plantas herbáceas.

Las rocas de esta región son en su mayoría sedimentarias hechas de un material que fue erosionado por el viento o el agua, y posteriormente depositado en nuevos lugares. Las rocas volcánicas sobresalen a través de las capas sedimentarias y se distinguen por sus colores más oscuros y superficies rugosas. Un conjunto de rocas volcánicas aparece al sureste del Lago Ojo de Liebre.

Esta imagen también muestra evidencia de actividad humana. Así, algunas de las áreas de verde más claro en esta imagen son resultado no de una exuberante vegetación, sino de la extracción de sal. A lo largo de los bordes del Lago Ojo de Liebre y cerca de la ciudad de Guerrero Negro, una enorme mina de sal produce aproximadamente siete millones de toneladas de sal cada año. La sal marca un contraste con los alrededores gracias a sus líneas rectangulares y las tonalidades verdes.

En el vídeo de arriba, de este mismo mes de marzo de 2012, podemos ver un viaje de San Diego a Guerrero Negro a visitar las ballenas grises que vienen de Alaska a pasar el invierno en aguas mexicanas, en donde se aparean y nace la ballena gris.

Referencias:

Landsat Program. (2012, March 15) El Vizcaíno Biosphere Reserve. NASA Goddard Space Flight Center. Accessed March 22, 2012.
World Heritage. (2012). Whale Sanctuary of El Vizcaíno. UNESCO. Accessed March 22, 2012.

Crédito: NASA Earth Observatory, imagen de Jesse Allen y Robert Simmon, usando datos del Landsat del United States Geological Survey. Leyenda por Michon Scott.