updated 6:40 PM CET, Dec 4, 2016

Odiada especie invasora ayuda a restaurar un ecosistema

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
cangrejo verde europeo, Carcinus maenas

El agresivo cangrejo verde europeo beneficia el crecimiento de la espartina

No es bastante para su redención, pero una de las especies invasoras más odiadas del mundo, el cangrejo verde europeo (Carcinus maenas), ha tenido un efecto sorprendentemente positivo en un ecosistema. En Cape Cod, Massachusetts, los investigadores han encontrado que el cangrejo está revirtiendo una tendencia de daño de décadas que otra especie ha infligido a las marismas. Podría ser la primera cosa agradable conocida que ha hecho el cangrejo verde.

Los cangrejos verdes son agresivos y han colonizado la mayor parte de las costas del mundo, donde han ahuyentado o exterminado a especies nativas. "Comen de todo", dice el ecologista marino Mark Bertness de la Universidad de Brown. "En términos de biodiversidad, es el infierno sobre ruedas". Pero en Nueva Inglaterra, los cangrejos verdes están ahora solucionando un problema ecológico causado por los seres humanos.

marismas de Cape Cod, comparación

La pesca recreativa y de cangrejos han eliminado en Cape Cod la mayoría de los depredadores nativos que solían comer una especie nativa común llamada cangrejo púrpura de pantano (Sesarma reticulatum). Diezmados sus depredadores, los cangrejos de pantano son ahora hasta cuatro veces más frecuentes que antes. Y tienen hambre, se alimentan de los brotes tiernos de espartina (Spartina alterniflora), que es la planta predominante en las marismas. Además, las madrigueras del cangrejo hacen que el suelo sea más propensos a erosionarse. En las últimas 3 décadas, se ha puesto al descubierto cada vez más salinas.

Pero hace unos 3 años, cuenta Bertness, la espartina empezó a recuperarse. "Esto fue muy sorprendente", dice. Pronto se dio cuenta de que una gran cantidad de cangrejos verdes estaban haciendo lo mejor para las marismas. Fue un poco extraño encontrar allí cangrejos verdes, ya que estos cangrejos, que invadieron Nueva Inglaterra hace más de 100 años, tienden a vivir cerca de la costa, donde pueden esconderse debajo de las piedras.

Bertness piensa que las salinas se hicieron más atractivas para los cangrejos verdes una vez que los cangrejos de pantano habían cavado muchas madrigueras. (A pesar de que los depredadores no son un medio tan común como antes, los dos cangrejos necesitan túneles para escapar de las aves). Los cangrejos verdes de 5 centímetros de ancho, pensó Bertness, no tendrían problemas para echar a los pequeños cangrejos de pantano fuera de sus madrigueras y hacerlos huir.

cangrejo púrpura de pantano, Sesarma reticulatum

Para poner a prueba la idea de que era así como los cangrejos verdes están ayudando indirectamente a la espartina, Bertness y su jefe de laboratorio, Tyler Coverdale, encuestaron 10 pantanos en Cape Cod en agosto de 2012. Encontraron que, de hecho, los parches de marisma recuperados tenían poblaciones más densas de cangrejos verdes. Y se confirmó la naturaleza brutal de los cangrejos verdes: Cuando les confinaron en jaulas y se enfrentaron unos contra otros, los cangrejos verdes desalojaron a los cangrejos de pantano de sus madrigueras. Encontraron muertos en las jaulas a más del 85% de los cangrejos de pantano, dicen esta semana en el informe en línea en Ecology, que estaban llenas de conchas rotas y extremidades cortadas.

Sólo el factor miedo puede tener un gran efecto en la reducción de los herbívoros. Otra prueba en un recinto más grande mostró que la presencia de un único cangrejo verde causaba que los cangrejos de pantano pasasen escondidos el mes entero del experimento. Incluso si el cangrejo verde era encerrado en una jaula, los cangrejos de pantano rara vez se atrevieron a aventurarse a salir. Al final del experimento, los cangrejos de pantano habían comido un orden de magnitud menor de espartina de la que hacían usualmente. Una vez que la espartina tiene un descanso, dice Bertness, puede volver a crecer rápidamente.

Spartina alterniflora, Cape Cod

¿Qué significa todo esto? Bertness dice que muchos ecologistas tienen una "reacción instintiva a los invasores", y que su eliminación, sólo por ser invasivos, puede no ser el mejor uso de los limitados fondos de conservación.

"Es importante reconocer que las especies introducidas, en algunos casos, proporcionan un beneficio no intencional, y este es un ejemplo genial", dice Edwin Grosholz, ecólogo de la Universidad de California, Davis, quien no participó en el estudio. "Eso significa que tenemos que prestar atención a la medida de la erradicación de las especies" que han invadido un ecosistema. Pero él no está dispuesto a poner al cangrejo verde en un pedestal. "Puede tener un efecto positivo en Nueva Inglaterra", dice. "Su trayectoria en otros lugares es muy diferente".

Artículo científico: An invasive species facilitates the recovery of salt marsh ecosystems on Cape Cod