updated 1:55 AM CET, Dec 5, 2016

II Congreso Nacional de Biodiversidad

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

biodiversidad marina, costa

Se celebrará en Blanes del 10 al 13 de febrero de 2009

La biodiversidad marina es la más rica del planeta Tierra

imagen subacuatica del mar en Indonesia

La información científica es clave para prever las consecuencias que los cambios en los ecosistemas acarrearán sobre el bienestar humano y el de otras especies y para evaluar las opciones para responder y adaptarse a ellos. Bajo el auspicio del Programa Internacional Diversitas, el II Congreso Nacional de Biodiversidad tiene como objetivo analizar el estado actual de los estudios de biodiversidad en España, su grado de conectividad e interdisciplinaridad, evaluar las tasas actuales de pérdida de biodiversidad y analizar las posibles soluciones, en continuidad con la primera edición realizada en Segovia.

Según el informe presentado en la Evaluación de los Ecosistemas del Milenio, la estructura y el funcionamiento de los ecosistemas del Planeta han cambiado en la segunda mitad del siglo XX más rápida y extensamente que en ningún otro período de tiempo comparable de la historia humana, en gran parte para resolver rápidamente las demandas crecientes de alimento, agua dulce, madera, fibra y combustible. Esto ha generado una pérdida considerable y en gran medida irreversible de la diversidad de la vida sobre la Tierra.


La diversidad biológica es esencial para mantener la vida en la tierra y tiene importantes valores sociales, económicos, científicos, educativos, culturales, estéticos y recreativos. La biodiversidad garantiza además nuestra resistencia frente a cambios ambientales. Sin una adecuada biodiversidad, eventos como el cambio global o plagas de parásitos es mucho más probable que tengan efectos catastróficos.
Constituye un entramado esencial para mantener la viabilidad a largo plazo de la agricultura y de la pesca y es la base para el desarrollo de muchos procesos industriales y la producción de nuevas medicinas. El concepto Biodiversidad engloba la variabilidad entre organismos vivos de todas las procedencias y los complejos ecológicos de los que forman parte. Incluye, por tanto, una visión desde el nivel de gen hasta el de ecosistema.

La Agencia Europea de Medio Ambiente identifica que “el declive de la biodiversidad en muchas regiones de Europa deriva principalmente de una explotación muy intensa, casi industrial, de las zonas agrícolas y forestales, y de los cambios de uso de la tierra; de una elevada fragmentación los hábitats naturales que quedan, por las infraestructuras y la urbanización, y por el influjo del turismo de masas, así como por la contaminación del agua y del aire. Dado el crecimiento proyectado de la actividad económica, la tasa de pérdida de la biodiversidad más que estabilizarse es muy posible que aumente”.

La escala global de reducción o de pérdidas de biodiversidad y la interdependencia de las diferentes especies y ecosistemas a través de barreras nacionales demanda una acción internacional concertada, como la establecida en la Convención sobre la Diversidad Biológica (CBD), en tres frentes: la conservación de la biodiversidad, el uso sostenible de sus componentes y un reparto justo y equitativo de los beneficios que resulten de la utilización de los recursos genéticos.

boya oceanografica en Blanes Recordamos que en Blanes se encuentra el CEAB un Centro de Estudios Avanzados del CSIC que en la actualidad centra su actividad investigadora en los ámbitos de la Ecología y la Biología de organismos tanto de sistemas marinos como de aguas continentales.

La investigación que se lleva a cabo en el CEAB tiene como objetivos generales el identificar la diversidad de organismos y entender sus funciones e interacciones en la naturaleza, así como la aplicación de este conocimiento en el uso y gestión racional de los recursos de nuestro planeta y la predicción de respuestas a modificaciones ambientales. Para ello se emplea una amplia gama de estudios y aproximaciones que abarcan desde la composición bioquímica y genética de los organismos hasta la estructura y dinámica de poblaciones y ecosistemas.

El CEAB aspira a ser un centro con reputación internacional que sea referente nacional en Biología Marina, Limnología y Ecología. Su propósito es desarrollar una investigación técnicamente actualizada y conceptualmente sólida y creativa, que permita contribuir al avance del conocimiento y a su aplicación para afrontar los retos que se plantean en el desarrollo de una sociedad sostenible.

No hay mejor lugar que Blanes para que se desarrolle este II Congreso Nacional de Biodiversidad que en su programa contiene entre otras la ponencia de Beatriz Morales-Nin (Licenciatura y Doctorado en Biología por la Universidad de Barcelona. Profesora de Investigación del CSIC, dirige el Grupo de Ictiología en el Instituto Mediterráneo de Estudios Avanzados (IMEDEA) en Mallorca. En la actualidad es gestora del Programa de Ciencias Marinas del Ministerio de Ciencia e Innovación y ha sido coordinadora de la Acción Estratégica contra Vertidos Marinos Accidentales.), cuya presentación es la siguiente:

anemona (sagartia elegans)

"Biodiversidad marina: La nueva extinción"

"El océano, donde se originó la vida y que cubre el 71% de la superficie terrestre con profundidades que alcanzan los 11 km, presenta diversos reinos y hábitats, algunos de ellos con la mayor biodiversidad planetaria. En este enorme espacio se encuentran una gran diversidad de hábitats, alguno de ellos prácticamente desconocidos como los mares abisales que cubre el 30% de la superficie terrestre (frente a la masa continental aflorada que representa el 29%).


La biomasa marina se estima en 145.00 millones de toneladas, compuestas por al menos 230.000 especies conocidas para la ciencia.  Estas especies cubren un rango de tamaños desde lo más pequeño hasta los más grandes  y presentan adaptaciones amplísimas. El número de especies nuevas descritas cada año no deja de crecer, indicando que solo conocemos la punta del iceberg.

common urchin (echinus esculentus)Frente a la altísima diversidad en los reinos marinos, el cambio global – acidificación, deshielo polar, cambios oceanográficos, con la destrucción masiva de los hábitats costeros, la sobrepesca, la contaminación, y otras muchas agresiones- esta causando la desaparición de ecosistemas enteros.

Aparentemente estamos en la extinción masiva del Holoceno. En esta presentación se plantearán algunas características básicas de la biodiversidad marina, se plantearán los principales retos presentes y la respuesta científica a los mismos, a nivel de los proyectos del plan nacional y europeos, intentando evaluar las carencias y sinergias existentes."

Otra ponencia relaccionada con la biodiversidad marina es la presentada por Fernando de la Calle (Licenciado en CC Biológicas por la Universitat de les Illes Balears (1986),  Doctor en Ciencias por el Dpto. Biología Molecular de la Universidad Autónoma de Madrid (1998) y executive MBA por el IDE-CESEM de Madrid (2005). Se incorporó a PharmaMar en 1988 y desde 2000 desempeña su actual cargo de Jefe del Dpto. Microbiología Marina I+D del área de Drug Discovery. Las actividades de su grupo de investigación se centran en la exploración de microorganismos marinos como potenciales productores de metabolitos con actividad antitumoral. Ha sido responsable del diseño del actual proceso de fabricación de Yondelis por semisíntesis. Posee numerosas publicaciones científicas y patentes relacionadas con biotecnología marina aplicada a la obtención de nuevas moléculas bioactivas.) :

anthomastus

"Biodiversidad marina como fuente de nuevos fármacos. La experiencia de PharmaMar"

"Los ecosistemas marinos cubren más del 70% de la superficie terrestre y representan el 95% de la biosfera. La evolución ha permitido a los organismos marinos la capacidad de producir y liberar potentes metabolitos utilizados para el ataque, la defensa o su comunicación. Este arsenal químico a veces se traduce en nuevos mecanismos de acción que pueden ser utilizados como nuevas vías de tratamiento del cáncer y otras enfermedades.



A día de hoy, se han catalogado en la base de datos de MarinLit (www.chem.canterbury.ac.nz/marinlit/) más de 19.000 metabolitos bioactivos obtenidos de muestras marinas. Una treintena de estos compuestos, aislados principalmente de tunicados, esponjas, moluscos, corales y microorganismos se están empleando en fases clínicas, especialmente en oncología.

ecteinascidia turbinataYondelis® (ver: Yondelis: Producto del mar contra el cancer  Pharmamar: I+D a partir del océano), desarrollado por PharmaMar, y recientemente aprobado para el tratamiento de sarcomas de tejido blando en Europa y con gran potencial en otros tipos de cáncer, es un buen ejemplo de la aplicación de metabolitos marinos en salud humana.

Diferentes estrategias de síntesis química y biotecnología se están aplicado para asegurar el suministro recurrente de principios activos aislados inicialmente en cantidades ínfimas en invertebrados marinos. Sin embargo, apenas estamos empezando a conocer el potencial real de la biodiversidad de los océanos, entendida como recursos genéticos marinos.


Innovadoras tecnologías como la metagenómica marina aplicada a la búsqueda de genes responsables del metabolismo secundario, como PKS y NRPS, sin necesidad de cultivar a sus dueños, va a jugar, con toda seguridad, una revolución en el descubrimiento de nuevos fármacos en un futuro ya muy cercano."

rownia plywowa

Recuerdo el estudio "La exploración de la biodiversidad marina", elaborado por la Fundación BBVA, que ofrece comparaciones entre el sistema terrestre y el marino: El retraso en la investigación sobre la biodiversidad marina es enorme en comparación con la biodiversidad terrestre (el volumen de estudios científicos terrestres es diez veces superior al de estudios marinos). Un retraso que se hace también patente en el ámbito de la conservación, pues los arrecifes de coral y las praderas submarinas sufren una tasa de pérdida cinco veces superior a la de los bosques tropicales y, a pesar de ello, el área marina protegida es inferior al 0,1% de su extensión, frente al 10% de protección de la superficie terrestre.


Por otra parte, el número de especies marinas cultivadas tras sólo 30 años de acuicultura intensiva supera con creces a las especies animales terrestres sujetas a explotación después de casi 10.000 años de actividad ganadera. Ojo al dato...

Enlaces: II Congreso Nacional de Biodiversidad