Las Áreas Marinas Protegidas pueden tener efectos políticos insidiosos

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

biodiversidad en Áreas Marinas Protegidas

Los océanos son considerados como parte de los "bienes comunes globales" y herencia de la humanidad

Las zonas oceánicas conocidas como Áreas Marinas Protegidas (AMP) están en la picota. No tienen una definición única o acordada, pero esencialmente son áreas del mar en las que la actividad humana está restringida o prohibida para preservar y proteger el hábitat y las especies marinas.

Pueden ser pequeñas áreas costeras o grandes extensiones marinas.

Las AMPs son establecidas por los gobiernos locales o nacionales con el fin de abordar las amenazas reales o potenciales para el medio ambiente marino, para crear "corredores azules" y para salvaguardar los sitios de reproducción y alimentación de diversas especies marinas.

El objetivo de las AMPs a gran escala es impulsado por objetivos globales vinculados a las obligaciones internacionales en virtud del Convenio sobre la Diversidad Biológica de 1992. Actualmente, el objetivo global es proteger el 10% de los océanos del mundo para 2020.

Pero en septiembre, en un evento paralelo a la Asamblea General de las Naciones Unidas, el ministro de medioambiente del Reino Unido, Michael Gove, propuso que la meta global se incrementara al 30% para 2030. Esta no es una idea nueva [PDF], pero es una gran pregunta, dada la estimación conservadora actual de que solo están protegidos alrededor del 3% de los océanos del mundo.

Los defensores y cabilderos más fuertes de las AMPs a gran escala son organizaciones benéficas de conservación, institutos de investigación e individuos que captan la atención de los medios de comunicación, como WWF, Pristine Seas Initiative de National Geographic, Pew Trusts y la Fundación DiCaprio. Se argumenta que las AMPs más efectivas cubren áreas extensas (incluidos los arrecifes y las áreas de reproducción y alimentación de las especies de mar abierto, como las sardinas o el atún), en las que está prohibida toda actividad marina de los seres humanos, y que se mantienen como areas prohibidas por un período prolongado de tiempo.

El caso para crear tales áreas protegidas parece una victoria obvia en términos ambientales. Pero la ciencia que respalda estos argumentos no es concluyente y está dividida [PDF], sobre todo debido a la falta de datos suficientes, especialmente los estudios que tienen una visión a más largo plazo. Las AMPs muy grandes también son difíciles de patrullar, a pesar de las promesas de usar tecnología satelital y de aviones no tripulados. Algunas parecen ser poco más que "parques de papel", protegidas de nombre solo con sobrepesca y así sucesivamente.

Los bienes comunes globales

banco peces en AMP de Raja AmpatLos océanos son considerados como parte de los "bienes comunes globales" y herencia de la humanidad. Y de hecho deberían ser tratados como tales. Pero en la carrera de credenciales "azules" entre naciones que buscan declarar AMPs cada vez más grandes, hay una serie de problemas políticos reales.

Las AMPs a gran escala tienden a ser declaradas en áreas donde es menos probable que haya una oposición importante, especialmente de los pescadores. Las dependencias y territorios de ultramar son particularmente populares. Es mucho más fácil declarar grandes áreas marinas protegidas alrededor de remotas islas en el extranjero con pequeñas comunidades, económicamente dependientes y políticamente débiles que las áreas costeras donde los intereses comerciales articulados y con muchos recursos expresan su oposición.

El Reino Unido, por ejemplo, ha declarado grandes AMPs alrededor del Territorio Británico del Océano Índico y Pitcairn y se propone hacerlo alrededor de la Isla Ascensión, Georgia del Sur, Santa Elena y Tristán da Cunha. Se ha comprometido a salvaguardar más de 4 millones de kilómetros cuadrados de océano alrededor de los territorios para 2021. Si bien puede haber nobles razones ambientales para hacer esto, también hay significativos efectos políticos. Un cable de 2010 de Wikileaks sugirió que la motivación detrás de la AMP alrededor de las islas Chagos era evitar el reasentamiento de los locales en su tierra natal. Los lugareños demandaron al gobierno del Reino Unido, y aunque la Corte Suprema del Reino Unido ha rechazado desde entonces que esto fuese una motivación, en general se aceptó que hacer del área un AMP todavía tenía el mismo efecto.

El Reino Unido no está solo. Francia, ha declarado una gran AMP alrededor de Nueva Caledonia; los Estados Unidos alrededor de Hawai; y Chile alrededor de Rapa Nui Rahui (Isla de Pascua). Las áreas protegidas más grandes se encuentran en aguas muy distantes. El procedimiento legal para declarar una AMP, mientras tanto, a menudo se salta el debate parlamentario. Se logran por mandato presidencial o por orden prerrogativa.

Falta de representación

isla de la AscensiónTodo esto significa que aquellas personas cuyos medios de vida puedan verse afectados por restricciones o prohibiciones de la actividad humana en una AMP pueden tener poca o ninguna participación en el proceso de toma de decisiones. En otros lugares, se hacen promesas sobre los beneficios de la AMP para los habitantes locales que no se cumplen, o siguen siendo difíciles de alcanzar, como el empleo en ecoturismo, las capturas más grandes y más rentables a largo plazo, o las visitas rentables de equipos de investigadores y científicos.

Relacionado con esto, está el hecho de que la gestión de las AMP con frecuencia no es representativa, a menudo margina a las personas locales o indígenas. Normalmente está dominada por las organizaciones que presionaron para la creación de la AMP en el primer lugar.

Las AMPs también se usan a veces como un compromiso entre los pequeños estados rodeados por grandes mares para reducir sus cargas financieras y atraer inversiones internas, así como la aprobación internacional. Un ejemplo se encuentra en las Seychelles, donde una deuda nacional de US $ 22 millones adeudada a prestamistas extranjeros se cambió a una ONG estadounidense (The Nature Conservancy) a cambio de un compromiso de que los reembolsos futuros de Seychelles se pagarán a un fondo fiduciario dirigido a la Conservación de dos extensas AMPs.

Tomar medidas para abordar las preocupaciones sobre nuestros recursos marinos compartidos es, por supuesto, recomendable. Pero es una preocupación el "acaparamiento de los océanos" a través de la declaración de las AMPs, especialmente si las naciones acuerdan que se alcance el objetivo más alto en un tiempo determinado. Ya hay llamamientos de quienes instan a la cautela para que los defensores y cabilderos adopten pautas y sugerencias éticas para modelos de gestión mejores y más equitativos. La focalización de los pequeños estados insulares y el papel de las organizaciones caritativas en lo que son, en última instancia, decisiones políticas, debe ser cuestionada.

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar