El océano recuerda

erosión en la costa

Arriba: La subida del nivel del mar, una consecuencia del calentamiento de los océanos, amenaza las casas junto a los acantilados, como estas propiedades en Isla Vista, California.

Mantuvo una temperatura relativamente estable durante la mayor parte del siglo XX

En las estimaciones del contenido de calor del océano, importante al evaluar y predecir los efectos del cambio climático, los cálculos han presentado a menudo la tasa de calentamiento como un aumento gradual desde mediados del siglo XX hasta la actualidad.

Sin embargo, una nueva investigación de los científicos de UC Santa Bárbara, Timothy DeVries y Aaron Bagnell, podría anular esa suposición, sugiriendo que el océano mantuvo una temperatura relativamente constante durante la mayor parte del siglo XX, antes de embarcarse en un fuerte aumento.

La dinámica recién descubierta puede tener significativas implicaciones para lo que podríamos esperar en el futuro.

"No hubo un inicio de desequilibrio hasta aproximadamente 1990, que es posterior a la mayoría de las estimaciones", dijo DeVries, profesor asociado en el Departamento de Geografía y coautor del artículo. Según el estudio, el período de 1950 a 1990 registró fluctuaciones de temperatura en la columna de agua, pero no hubo un calentamiento neto. Después de 1990, continúa el estudio, toda la columna de agua pasó de enfriarse a calentarse.

Estos hallazgos son el resultado de la adición de un factor en gran parte poco explorado en el contenido de calor del océano (OHC, ocean heat content en inglés): las temperaturas de los océanos profundos.

"Los estudios anteriores no consideraron las profundidades del océano", dijo Bagnell, un académico de posgrado en el laboratorio de DeVries y autor principal del artículo. Debido a los desafíos involucrados en obtener mediciones de temperatura en las profundidades del océano (por debajo de los 2.000 metros), esa región ha desaparecido en gran medida y los datos han sido escasos. "Hay algunos datos existentes, de cruceros de investigación y flotadores autónomos", agregó.

Los investigadores utilizaron una red neuronal artificial autorregresiva (ARANN) y métodos de aprendizaje automático para conectar los puntos entre los puntos de datos y "producir una única estimación consistente del cambio de OHC de arriba a abajo para 1946 a 2019". El resultado fue una tendencia que retrasa el calentamiento en décadas con respecto a los modelos anteriores.

calor global del océano

Imagen: Estimaciones del contenido de calor global del océano.

Hay dos posibilidades principales de por qué los efectos del calentamiento global tardaron tanto en llegar al océano, dijo De Vries.

"Una es que durante el siglo XX el calentamiento antropogénico podría haber sido más débil de lo que se pensaba anteriormente, quizás debido a los efectos refrescantes de la contaminación por aerosoles", dijo. La otra es que las profundidades del océano pueden seguir exhibiendo los efectos de los eventos climáticos del pasado.

"Pueden pasar siglos para que las señales climáticas se propaguen desde la superficie hacia el interior", dijo. Por lo tanto, los efectos de un evento de enfriamiento como la Pequeña Edad de Hielo pueden ser una historia profunda para nosotros en la superficie, pero los ecos del evento pueden haber continuado resonando en las profundidades del océano hasta el siglo XX, proporcionando un amortiguador para el calentamiento de la Tierra.

El efecto de enfriamiento retardado terminó en 1990, después de lo cual las temperaturas del océano, según el estudio, se han acelerado hacia arriba.

"El retraso se está poniendo al día y el océano se está calentando con más fuerza ahora", dijo Bagnell. El Océano Atlántico y el Océano Austral son actualmente donde se encuentra la mayor parte del calentamiento, y el Océano Pacífico y el Océano Índico no se quedan atrás.

El calentamiento del océano es una preocupación en muchos niveles, ya que puede provocar cambios en la circulación, reducir su capacidad para absorber carbono y alimentar tormentas más intensas, además de provocar una subida del nivel del mar y crear entornos inhóspitos para la vida submarina. Si la tendencia continúa, los efectos podrían durar siglos, gracias al mismo retraso que mantuvo fríos los océanos hasta los últimos 30 años.

"El océano recuerda", dijo DeVries.

La investigación aparece en la revista Nature Communications: 20th century cooling of the deep ocean contributed to delayed acceleration of Earth’s energy imbalance

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar