Clicky

glaciar Thwaites

Conocido como el 'glaciar del Juicio Final', el Thwaites de la Antártida se está derritiendo rápidamente

Una crucial plataforma de hielo en el glaciar Thwaites de la Antártida está en camino de colapsar en cinco años, acelerando el derretimiento del notorio 'glaciar del fin del mundo o del Juicio Final'.

Thwaites, que es del tamaño de Florida, ya se está derritiendo rápidamente, perdiendo alrededor de 50 mil millones de toneladas de hielo por año. El glaciar se ganó su sombrío apodo porque su colapso total elevaría el nivel global del mar en aproximadamente dos pies (65 cm) y expondría a otros glaciares antárticos al mismo proceso de derretimiento.

Si bien los científicos no esperan esa catástrofe durante al menos 200 años, el derretimiento del hielo de Thwaites actualmente alimenta alrededor del 4 por ciento de la subida anual del nivel del mar. La subida del nivel de los océanos puede causar inundaciones en áreas costeras que albergan a millones de personas y muchas de las ciudades más grandes del mundo, dañando propiedades e infraestructura y provocando tormentas más catastróficas.

Por ahora, la región oriental del Thwaites es algo estable y se derrite más lentamente que el resto del glaciar. Eso es porque una plataforma de hielo, una extensión flotante del glaciar apoyada en una montaña submarina, la protege de las cálidas aguas del océano y mantiene el glaciar en su lugar.

"Tal como está estructurada en este momento, esta plataforma de hielo actúa como una presa. Pero no lo hará por mucho tiempo", dijo el lunes Erin Pettit, glacióloga de la Universidad Estatal de Oregón, en una conferencia de prensa en la reunión de la Unión Geofísica Estadounidense.

Las grietas forman una telaraña a través de la plataforma protectora de hielo del este, que probablemente se desintegrará en cientos de icebergs en los próximos cinco años, "como la rotura de la ventana de su automóvil", dijo Pettit.

Una vez que eso suceda, un tramo más amplio de hielo del glaciar Thwaites sin litoral fluirá hacia el océano, derritiéndose en agua, desprendiéndose de los acantilados o rompiéndose como icebergs.

El Thwaites está cambiando rápidamente y se está volviendo más peligroso

Es inquietante ver cada semana nuevas imágenes de satélite de la plataforma de hielo oriental, dijo Pettit, y agregó: "Cada nueva imagen de satélite que obtenemos, vemos fracturas más profundas y más largas".

Pettit y su equipo están monitoreando la plataforma de hielo como parte de la Colaboración Internacional Thwaites Glacier (ITGC), un equipo de casi 100 científicos. La Fundación Nacional de Ciencias de EE. UU. y el Consejo de Investigación Ambiental Natural del Reino Unido han considerado a Thwaites tan importante para la subida inmediata del nivel del mar que dieron a la Colaboración 25 millones de dólares para estudiar el glaciar durante cinco años.

una estación de investigación en el glaciar Thwaites

Imagen: Una estación de investigación de la Colaboración Internacional Thwaites Glacier

A medida que se acercan al punto medio de su proyecto de cinco años, los datos de los científicos del ITGC revelan un glaciar cada vez más volátil.

"Habrá un cambio dramático en el frente del glaciar, probablemente en menos de una década", dijo Ted Scambos, un científico investigador principal que lidera el equipo de Pettit, quien llamó desde la estación McMurdo de la Antártida, durante la sesión informativa (aquí hay un vídeo).

"Todavía pueden pasar algunas décadas antes que se afiancen algunos de los otros procesos que aceleran el flujo de hielo y el retroceso. Sin embargo, acelerará el ritmo y ensanchará efectivamente la parte peligrosa del glaciar".

Si la plataforma de hielo no se rompe, se desamarrará

A medida que se fractura la plataforma de hielo oriental crítica, el calentamiento de las aguas del océano la está derritiendo desde abajo. El hielo en disminución se está alejando lentamente de la montaña submarina que lo apoya contra el glaciar Thwaites.

En una década, dijo Pettit, el hielo perderá por completo su control sobre la montaña submarina. Su equipo cree que la fractura romperá por completo la plataforma de hielo antes de eso, pero es difícil estar seguro.

De cualquier manera, una vez que colapse la plataforma de hielo, la nueva exposición a las cálidas aguas del océano podría triplicar la velocidad de la pérdida de hielo en el tercio oriental del Thwaites. Eso enviará nuevos volúmenes de agua y hielo al océano cada año, aumentando la contribución de la Antártida a la subida del nivel del mar.

Los investigadores no están seguros de qué tan rápido ocurrirá esa aceleración. Podría llevar décadas o siglos, dijo Pettit.

"Es desalentador. Es un poco inquietante, especialmente pararse en el hielo y mirar la capa de hielo, y ver que esta enorme área de un lado del horizonte al otro se mueve hacia uno a una milla cada año", dijo Scambos.

"Por sí solo, este glaciar es lo suficientemente grande como para impactar significativamente el nivel del mar".

Etiquetas: DerretimientoGlaciarThwaitesAntártida
 
Recibe gratis nuevos artículos por email:

National Geographic
Inicia sesión para suscribirte en Youtube

Adivinas ¿qué es?

Foto oculta

Enlaces y recursos