updated 11:37 PM CET, Dec 6, 2016

Cangrejos rey invaden las aguas antárticas

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

cangrejo rey Antártida (Paralomis elongata)

Una cálida Antártida hace de acogedor hogar para estos cangrejos, poniendo en peligro todo un ecosistema que no tiene defensas contra ellos

rompehielos Oden

El calentamiento de las aguas a lo largo de la Península Antártica han abierto la puerta a los cangrejos rey "trituradores de conchas" (Paralomis elongata) que ponen en peligro un ecosistema único en el lecho marino, según una nueva investigación de un equipo de investigadores marinos de Estados Unidos y Suecia.

En un viaje de dos meses del rompehielos sueco "Oden" y el buque de investigación "Nathaniel B. Palmer" de los EE.UU.,  biólogos marinos recogieron imágenes digitales de cientos de cangrejos cerca de la costa, en aguas poco profundas que se han protegido de los depredadores con pinzas durante más de 40 millones años. Son el mismo tipo de cangrejos de aguas profundas con grandes garras rojas que se pueden encontrar en las pescaderías (grandes centollos).

"A lo largo del oeste de la península de la Antártida se han encontrado grandes poblaciones de más de 30 millas de longitud. Fue muy impresionante", dijo Sven Thatje, un biólogo evolutivo en la Universidad de Southampton en Inglaterra y jefe científico del crucero.

Encontrar cangrejos en el fondo del océano es normal. Pero aquí en la Antártida, los cangrejos no ha vivido en las aguas costeras durante los últimos 40 millones de años. Ya que, hasta ahora, han sido demasiado frías.

Criaturas que habitan el fondo como mejillones, estrellas de mar y erizos de mar no han desarrollado defensas. Ellos, por ejemplo, tienen caparazones más finos. Por esta razón, filtradores, como las almejas y gusanos, construyen sus madrigueras en la mayoría de las regiones. La falta de depredadores ha dado lugar a una gran abundancia de especies, como una selva submarina compuesta por estrellas de plumas de flores, gusanos de tubo y retorcidas arañas de mar.

cangrejo rey (Paralomis birsteini)

Richard B. Aronson, Florida Tech

Durante una entrevista a bordo del "Oden" después de que atracó en la principal base de EE.UU. en la Antártida, Thatje describió cómo los cangrejos se mueven más cerca de un ecosistema sin defensas.

"Las comunidades de la plataforma Antártida son únicas", dijo Thatje. "Este es el resultado de decenas de millones de años de evolución en aislamiento".

Para explorar este mundo submarino, Thatje y su equipo de científicos de EE.UU. y Suecia utilizaron un vehículo submarino autónomo (AUV), que escanea el fondo del mar con una cámara digital. En el camino, se encontraron gruesos témpanos de hielo, un mar agitado y un montón de ballenas comiendo.

A pesar de que Thatje predijo la invasión del cangrejo hace varios años en un trabajo de investigación, se sorprendió al ver a tantos y tan rápido.

"El ritmo de los cambios que estamos observando aquí en la Antártida, que es el continente más remotos de este planeta, es bastante alarmante", dijo.

mapa de la Antártida, con las bases de USA y UK

Lo que pasa es que las aguas alrededor de la península antártica han comenzado a entrar en calor. La temperatura del aire ha subido 6 grados centígrados (10,8 grados Fahrenheit) desde la década de 1950, mientras que la temperatura media del océano ha aumentado en 1 grado Celsius (1,8 grados Fahrenheit) durante el mismo tiempo.

Ese cambio en la temperatura del agua ha bajado una barrera fisiológica que ha mantenido en jaque a los cangrejos. Los cangrejos son incapaces de procesar el magnesio en la sangre por debajo de cierta temperatura, y el resultado es un efecto narcótico sobre el movimiento de los cangrejos. El magnesio es un mineral que absorbe el agua de mar circundante. Los científicos dicen que esa barrera puede caer pronto, si el cambio climático global continúa afectando la vida silvestre en las regiones polares.

cangrejo rey

El equipo de investigación del cangrejo pasará los próximos meses analizando 120.000 imágenes tomadas del fondo del mar por el AUV, el cual fue diseñado y operado por la Institución Oceanográfica Woods Hole. Ellos quieren saber si los cangrejos invaden y se van, o colonizarán permanentemente las zonas poco profundas. ¿Con su presencia destruirán la comunidad existente o simplemente la modificarán?

Cruceros anteriores habían visto sólo uno o dos cangrejos, pero ahora los científicos están viendo poblaciones enteras, según Rich Aronson, principal investigador en el proyecto del cangrejo y un profesor de biología en el Instituto de Tecnología de Florida. Los cangrejos se mueven desde las profundidades del océano, hasta el talud continental y a las áreas someras de la plataforma.

"A medida que se calienten las aguas de superficie, les permitirá venir corriendo hacía parte superior y aumentar el infierno de las comunidades del fondo", dijo Aronson.

Reportaje de pesca del cangrejo rey en el mar de Bering

A diferencia de la mayor parte del mundo, las aguas menos profundas en la plataforma continental antártica son en realidad un poco más frías que las aguas más profundas del Océano Austral. Eso es debido a una corriente de agua hacia la derecha llamada corriente circumpolar antártica. El flujo de agua fría mantiene la vida marina antártica, especialmente las criaturas que viven aisladas en el fondo. En la Antártida, por ejemplo, no hay tiburones, rayas o peces con mandíbulas óseas, explicó Aronson.

"Si nos fijamos en las tendencias de calentamiento en la península, se hubiera podido esperar que los cangrejos vendrían en 40 o 50 años", dijo Aronson desde su oficina en Melbourne, Florida "Pero ya están aquí. Este es el último sistema prístino marino en la Tierra y podría destruirse".

Artículo en: Polar Biology | Enlace: University of Southampton

La historia anterior se reproduce (con adaptaciones personales) de los materiales proporcionados por: Discovery News