Loading...
updated 12:25 PM CEST, May 23, 2018

La vida marina profunda se enfrenta a un oscuro futuro debido al calentamiento y la escasez de alimentos

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

medusa de aguas profundas

Nuevo estudio revela el impacto negativo del cambio climático, la actividad humana, la acidificación y la desoxigenación en el océano y sus criaturas

Las profundidades del océano y las criaturas que viven allí se enfrentan a un futuro desesperado debido a la escasez de alimentos y los cambios de temperatura, de acuerdo con una investigación que explora el impacto del cambio climático y la actividad humana en los mares del mundo.

Las profundidades del océano desempeñan un papel fundamental en el mantenimiento de nuestra pesca y la eliminación de dióxido de carbono de la atmósfera, además de ser el hogar de una gran variedad de criaturas. Pero el nuevo estudio revela que los suministros de alimentos en el fondo del mar en las regiones más profundas del océano podrían caer hasta en un 55% para el año 2100, matando de hambre los animales y microbios que existen allí, mientras que los cambios en los niveles de temperatura, pH y oxígeno también se prevé que tengan sus consecuencias sobre los frágiles ecosistemas.

La situación, señalan los autores, se ve agravada por la extracción de petróleo y gas, el vertido de contaminantes, la pesca y la perspectiva de la minería en aguas profundas.

"Tenemos que despertar y empezar a darnos cuenta de que realmente [con] las profundidades del océano, a pesar de que no podemos verlas, vamos a estar teniendo un efecto enorme en el medio ambiente más grande del planeta", dijo Andrew Sweetman, el co-autor de la investigación de la Universidad Heriot-Watt en Edimburgo. "Es bastante alarmante".

Publicado en la revista Elementa por un grupo internacional de científicos de 20 institutos de investigación, el estudio describe cómo el equipo ha aprovechado una serie de modelos climáticos para explorar cómo se comportan los océanos de todo el mundo para cambiar a lo largo del siglo XXI.

"Queríamos ver cómo todos estos factores de estrés combinados - el calentamiento, el aumento de la acidificación, la reducción del suministro de alimentos para el fondo del mar, la desoxigenación - trabajarían juntos para impactar en el océano", dijo Sweetman.

Los resultados revelan que el futuro de las profundidades del mar es sombrío.

océano temperatura oxigeno phEn el año 2100 las condiciones del océano cambiaran drásticamente, según los autores, con los denominados fondos batiales (aguas que llegan desde unos 200 metros a 3.000 metros de profundidad) en el Pacífico, el Atlántico y el Océano Ártico aumentaran de temperatura hasta en 4ºC. El fondo marino de las regiones oceánicas aún más profundas, conocido como profundidades abisales que van desde 3.000 metros hasta 6.000 metros de profundidad, podría aumentar la temperatura hasta en 0,5 a 1ºC grados.

Se espera que el calentamiento de los océanos dará lugar a concentraciones más bajas de oxígeno, con los niveles previsto con un descenso en los hábitats del fondo marino batiales hasta en un 3,7%. Pero incluso los pequeños cambios, dijo Sweetman, podrían tener un gran impacto, lo que resultaría en alteraciones en los frágiles ecosistemas que existen en la periferia de las regiones con muy bajo oxígeno.

El aumento de los niveles de dióxido de carbono, según el estudio, hará que las aguas se vuelvan más ácidas - una situación que es probable que sea desastrosa para los organismos con conchas, tales como moluscos, así como los corales, mientras que también se verán afectados los peces y otras criaturas.

También se espera que la concentración de materia orgánica en las profundidades del océano caiga dramáticamente en 2100, lo que reducirá la cantidad de alimentos disponibles para los organismos que prosperan a tales profundidades. Pero la comida es ya escasa. "El suministro de alimentos a estos animales que obtienen energía en el abismo a profundidades de 4.000 metros es equivalente a un terrón de azúcar por metro cuadrado al año", dijo Sweetman.

Los más afectados, según los autores, serán el Océano Índico, cuyas profundidades se espera que experimenten una caída en los alimentos disponibles de hasta el 55%. "La única forma en que el ecosistema va a responder es por algunos animales que mueran", dijo Sweetman.

blanqueamiento de coral

Mientras que el equipo señala que en algunas regiones las temperaturas de los océanos del mundo podría enfriarse, todavía se espera que el impacto sea negativo.

"Los animales que viven en el fondo del mar profundo están relativamente aislados de los cambios ambientales", dijo Sweetman. "La mayoría de los animales han adaptado estrategias para vivir en condiciones ambientales constantes donde el oxígeno no cambia durante cientos de años, y la temperatura no cambia a lo largo de cientos de miles de años".

Teniendo en cuenta los grandes cambios que se espera que ocurran a finales de siglo, dijo Sweetman, "Es muy poco probable que vayan a ser capaces de adaptarse".

Hasta donde se conoce, dijo Sweetman, el cambio está ocurriendo más rápido que en cualquier otro momento en la historia geológica. "La tasa de cambio es tan dramática que corremos el riesgo de perturbar gravemente el océano profundo - que cubre la mayor parte de la superficie del planeta", dijo.

Los autores señalan que la actividad humana en los océanos es probable que empeoren las cosas, citando un aumento de la pesca y el vertido de contaminantes, así como el creciente interés en la minería en alta mar. "Muchas de las áreas que serán objeto de la extracción de recursos se encuentran en áreas que serán afectadas en mayor medida por el cambio climático", señalan los autores.

Adrian Glover, un experto en océanos profundos del Museo de Historia Natural de Londres, que no participó en la investigación, dio la bienvenida al estudio.

"Hay que destacar, sin embargo, que son muy escasos los datos reales sobre los cambios en los ecosistemas de aguas profundas", dijo. Mientras que el estudio ofrece evidencia clara de que el cambio climático afectará la temperatura, la acidez y otros factores, "Todavía entra en el reino de la especulación lo que el impacto tendría en la biodiversidad, por ejemplo," dijo Glover.

Un desafío clave, dijo Glover, es llevar a cabo estudios para explorar el estado actual de las profundidades del mar y las criaturas que viven allí. "Para observar y monitorear los cambios en los océanos profundos, necesitamos una biblioteca muy mejorada de información sobre biodiversidad - una línea de base sobre la cual medir el cambio - y nuevos programas científicos para la comprensión de la ecología fundamental de las profundidades del mar".

Artículo científico: Major impacts of climate change on deep-sea benthic ecosystems

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar