El cambio climático es bueno para los genitales de estos cangrejos

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 
El cambio climático es bueno para los genitales de estos cangrejos - 5.0 out of 5 based on 1 vote

genitales del cangrejo de espalda chata

Siempre supimos que habría ganadores y perdedores

El cangrejo de espalda chata está lidiando con mucho en este momento. Hay cambio climático, contaminación y una verdadera decepción con su nombre. (Su nombre científico, Eurypanopeus depressus, no es demasiado alegre). Pero su mayor carga es probablemente los parásitos genitales.

Sí, hay un percebe en particular que se engancha en la entrepierna del cangrejo de espalda chata, se apodera de la maquinaria que allí se encuentra y la coopta para su propia reproducción. (Y pensaste que el herpes era malo).

Pero el alivio puede estar llegando. La ecóloga oceanográfica Alyssa-Lois Gehman de la Universidad de Georgia ha modelado cómo cambiará esta relación huésped-parásito a medida que el océano se calienta y descubrió que el percebe Loxothylacus panopaei probablemente se extinguirá en la población del cangrejo de espalda chata con solo 2°C de calentamiento.

Esto puede ser una buena noticia para los cangrejos. Pero por otra parte, de mayor alcance, el descubrimiento es una mala noticia. La mayoría de los investigadores no consideran los cambios que pueden venir para las interacciones huésped-parásito cuando están modelando cómo enfrentarán el cambio climático los ecosistemas. Y eso es un descuido en la planificación de conservación y adaptación porque los parásitos están en todas partes.

"La mayoría de los organismos en la Tierra tienen parásitos", dice Gehman. "Incluir estas interacciones hace que las proyecciones sean más precisas".

Alyssa GehmanGehman dice que, bajo las actuales condiciones ambientales, tanto los cangrejos de espalda chata infectados como los no infectados pasan sus días recorriendo los lechos de ostras costeras, por lo que parecía probable que continuaran haciéndolo cuando los mares se calientan. Pero cuando Gehman diseñó una nueva proyección que incluía cómo interactuarían las dos especies, obtuvo un pronóstico muy diferente.

El modelo actualizado mostró que si la temperatura promedio del agua aumenta en solo 2°C, lo que se espera para el 2100, el parásito desaparecerá de la población de cangrejos. En lugar de estar a la altura de los cambios, el estrés combinado del calor y el percebe causará que los cangrejos infectados mueran con relativa rapidez. Esto le da a los percebes poco tiempo para reproducirse: cuando los cangrejos se vayan, se llevarán los percebes con ellos. Y los cangrejos sanos tendrán en el agua una cosa menos de la que preocuparse. "El parásito necesita que su anfitrión esté vivo", dice Gehman.

Jeff Shields, un biólogo marino que estudia los parásitos de peces e invertebrados en el Instituto de Ciencias Marinas de Virginia, está de acuerdo en que es vital considerar la dinámica del parásito huésped. Pero dice que pueden ser más estables otras relaciones parasitarias que la del cangrejo de espalda chata y su percebe genital. Los cangrejos y percebes son animales multicelulares, dice y, como tales, sus interacciones pueden ser más rígidamente definidas que las de los parásitos más adaptables, como los microbios.

cangrejos de espalda chata (Eurypanopeus depressus)

Shields también señala que el percebe parasita varias especies diferentes de cangrejos, y que el modelo de Gehman no predice si ser expulsado de los cangrejos de espalda chata los borrará por completo, o si simplemente se recuperará con un nuevo anfitrión. Pero está contento de ver a los científicos abordar estas preguntas. Se estima que el 75 por ciento de los animales son simbiontes o parásitos, dice, por lo que es esencial estudiar sus relaciones.

Esas relaciones están demostrando ser complejas. La vida sería más fácil para los funcionarios de salud pública y los ambientalistas si surgiera un patrón claro, pero al igual que el cangrejo y el percebe, cada relación agrega sus propios giros. El trabajo de Shields sugiere que, contrariamente a la posible situación de los percebes, los parásitos microbianos realmente florecerán en un clima cálido. Gehman dice que muchos ecólogos han extrapolado que "un mundo más cálido es un mundo más enfermo" en parte porque, como muchos organismos, los parásitos y los anfitriones pueden cambiar de rango, y habrá muchos encuentros nuevos.

Pero el nuevo estudio muestra que algunos parásitos disminuirán. Tanto Shields como Gehman dicen que cuando se trata de parásitos, lo único en lo que podemos contar es en el cambio.

Artículo científico: Host and parasite thermal ecology jointly determine the effect of climate warming on epidemic dynamics

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar