La contaminación plástica puede estar extendiendo la resistencia a los antibióticos

contaminación plástica en el mar

Relacionadas dos grandes preocupaciones de la era moderna

Cada año ingresan a nuestros océanos millones de toneladas de plástico. Muchos de los efectos negativos de todo este plástico son bien conocidos: envenena a los peces, enreda a las tortugas marinas y ha estado implicado en la muerte de cachalotes.

Una nueva investigación plantea otra preocupación: los plásticos marinos pueden estar extendiendo la resistencia a los antibióticos. Un reciente estudio en Irlanda del Norte encontró que casi todos los plásticos marinos que estudiaron tenían bacterias resistentes a los antibióticos.

Investigadores de la Queen's University Belfast en Irlanda del Norte y el Laboratorio de Salud Pública de Irlanda del Norte recolectaron envases de alimentos de plástico de más de cinco milímetros de diámetro en varios lugares a lo largo de la costa irlandesa.

Los científicos recolectaron bacterias de los envases de plástico e intentaron matarlas con 10 antibióticos comunes. Descubrieron que el 98 por ciento de las piezas de plástico que recolectaron albergaban bacterias resistentes a la ampicilina, mientras que solo el 16 por ciento portaba bacterias resistentes a la minociclina. La prevalencia de resistencia a otros antibióticos cayó entre estos dos extremos.

Los investigadores también identificaron las bacterias y descubrieron que, si bien algunas son relativamente inofensivas, se sabe que muchas causan enfermedades en plantas, peces e incluso humanos.

Adam Martiny, un microbiólogo ambiental de la Universidad de California, Irvine, que no participó en el estudio, dice que las bacterias crecerán fácilmente en cualquier superficie del océano. Entonces, al llenar el océano con plásticos, estamos creando muchos hábitats nuevos.

"Esta idea de que estamos aumentando considerablemente el área de superficie que los microbios pueden colonizar en el océano es preocupante desde una variedad de perspectivas diferentes", dice.

ciclo del plástico en los océanos

La rápida propagación de la resistencia a los antibióticos es causada principalmente por actividades humanas que tienen lugar en tierra, como la excesiva prescripción de antibióticos. Martiny dice que es poco probable que las bacterias terrestres puedan sobrevivir por mucho tiempo en el mar, pero debido a que las bacterias tienen la capacidad de intercambiar ADN entre sí [PDF], los genes de resistencia a los antibióticos pueden transmitirse a otras bacterias.

Como escriben los autores en su estudio, una vez que estos genes ingresan a las bacterias oceánicas, las superficies móviles como los desechos plásticos pueden ayudarlos a recorrer grandes distancias, lo que podría facilitar la propagación internacional de la resistencia a los antibióticos peligrosos.

Gabriel Perron, un microbiólogo del Bard College de Nueva York que no participó en el estudio, dice que le preocupan los posibles efectos que la ingestión de plástico cargado de bacterias resistentes a los antibióticos podría tener en los animales, incluidas las personas.

Los autores señalan que las bacterias resistentes a los antibióticos en los plásticos marinos podrían ser ingeridas por peces u otras criaturas marinas que comen los humanos. Sin embargo, los autores enfatizan la necesidad de más investigación, ya que se desconoce exactamente qué tan probable es que estos plásticos contaminados puedan causar enfermedades.

Martiny dice que, junto con la reducción de la cantidad de plástico que ingresa al océano, el uso de plásticos que se biodegradan en el agua del océano puede ayudar a combatir este posible problema de salud pública. Perron agrega que "la resistencia a los antibióticos en el medio ambiente está contribuyendo definitivamente a la crisis de resistencia a los antibióticos y mitigarla tiene que ser parte de la solución".

Artículo científico: Antimicrobial resistance (AMR) and marine plastics: Can food packaging litter act as a dispersal mechanism for AMR in oceanic environments?

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar