En este pueblo de Honduras llueven peces todos los años

lluvia de peces en Yoro, Honduras

Heaven Fish ayuda a los residentes de Yoru a convertir su milagro anual en una oportunidad económica

Cuenta la leyenda que a mediados del siglo XIX, un misionero católico español visitó el pobre pueblo hondureño de Yoro y oró a Dios para aliviar un largo y angustioso período de hambre. Poco después, por primera vez, sucedió algo sorprendente: comenzaron a llover peces del cielo. Desde entonces, todos los años tiene lugar la Lluvia de Peces.

Calificándolo de milagro, muchos habitantes del pueblo defienden firmemente el mito, ya que una o dos veces al año, los peces caen misteriosamente en las calles de Yoro durante tormentas de tipo bíblico.

Ahora, la agencia de publicidad Ogilvy y la multinacional pesquera Regal Springs se han unido para convertir el "milagro" en una fuente de ingresos adicionales para la comunidad, con un producto acertadamente denominado "Heaven Fish (Peces celestiales)".

Edgardo Melgar, jefe de comunicación y estrategia de Ogilvy Honduras, experimentó por sí mismo la maravilla de este año, el 23 de abril. En medio de la noche, una estruendosa tormenta oscureció todo el cielo, y durante 20 a 30 minutos, peces de diferentes tamaños cayeron al suelo. Mientras se refugiaba en el interior, los escuchó golpear los techos y los automóviles. "Fue increíble", dice. "No se parece a nada que haya visto antes".

El fenómeno sí tiene una posible explicación científica. Las mangas de agua o marinas, columnas de aire parecidas a tornados, succionan los peces del océano y los arrojan sobre Yoro. Es la teoría predominante para la lluvia de animales de todo tipo en todo el mundo, que incluye ranas, medusas y serpientes.

manga marinaPero los científicos nunca han determinado completamente la verdadera causa. Todavía asombra a los expertos por qué la manga sacaría peces del Océano Atlántico, a unas 45 millas de distancia, y siempre apuntaría a la pequeña ciudad, y en un momento similar todos los años.

Cualquiera que sea la razón, Ogilvy había estado considerando durante algún tiempo cómo transformar la tormenta de peces en una oportunidad económica para los habitantes de la ciudad, la mayoría de los cuales vive con menos de $ 1 por día. La oficina de Ogilvy en Honduras tiene un impactante historial de trabajo, incluida la campaña ganadora de premios Morning After Island, que ayudó a impulsar al gobierno hondureño a rescindir la prohibición de la píldora del día después.

Ogilvy se asoció con su cliente, Regal Springs, una empresa piscícola sostenible y una de las mayores empresas de pesca, principalmente tilapia, en América Latina, y con el municipio de Yoro. Juntos, formularon un plan para pagar a los residentes por pescar, por pez. Por primera vez, el 23 de abril, la gente salió corriendo, usando objetos como hamacas y bolsas de supermercado como redes, para atrapar la "pesca del día", dice Melgar, que incluía tilapia, pargo y lubina.

captura de la lluvia de peces

Luego, la gente llevó el pescado a los centros locales de Regal Springs para limpiarlo, desde donde se envió a los principales centros de producción para su procesamiento y envasado sostenible, elaborado principalmente con mondas de plátano locales. El producto, llamado Heaven Fish, se envió a más de 200 socios de restaurantes y supermercados en Honduras, desde cadenas como Mongolian Wok y TGI Fridays, hasta restaurantes locales de primer nivel.

Heaven Fish

Melgar admite que al principio hubo reservas de la comunidad. Durante décadas, el evento ha brindado a los residentes un placer excepcional para disfrutar de los peces, en un lugar donde el alimento básico es el maíz y los frijoles. Y ha sido una oportunidad para que la gente se reúna en un festival anual que honra al misionero, que está enterrado en la ciudad, con un desfile y un carnaval.

Todo eso continuará, dice Melgar, pero ahora con una oportunidad económica adicional. Este año, una cuarta parte de los residentes se inscribieron para pescar, convirtiéndose en contratistas de "pesca" con Regal Springs, y más han expresado interés. Si bien no es una fuente de ingresos durante todo el año para los lugareños, es una forma de efectivo suplementario. El 80% de los ingresos que Regal Springs genera a partir de Heaven Fish va directamente a la gente de Yoro.

Melgar dice que el precio pagado por pez variaba según la especie, pero que la captura promediaba alrededor de $6 por libra. Algunas familias recolectaron 30 libras o más, llenando pequeños carros. "No hay tanto pescado que necesites pescar para tener un aumento en los ingresos", dice.

Etiquetas: Lluvia pecesHonduras

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero su lectura es gratuita. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a colaborar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar

Boletín de suscripción

Creemos que el gran periodismo tiene el poder de hacer que la vida de cada lector sea más rica y satisfactoria, y que toda la sociedad sea más fuerte y más justa.

Recibe gratis nuevos artículos por email:

Especies marinas

Medio ambiente

Ciencia y tecnología

Turismo