La geología hace que el volcán Mayon sea visualmente espectacular y peligrosamente explosivo

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

erupción del volcán Mayon, 24-01-2018

¿Qué está pasando dentro de uno de los volcanes más activos de Filipinas?

El nivel de alerta es 4 (erupción inminente) y la lava ya llega a más de 3 kilómetros de la cumbre

El pasado fin de semana (13 de enero) volvió a la vida el volcán más activo y atractivo de Filipinas, el Monte Mayon. El volcán de 2.463 metros comenzó a liberar chorros de roca fundida incandescente y arrojar nubes de humo y cenizas al cielo, causando que más de 60.000 residentes locales evacuaran la zona de peligro. En la mañana del 24 de enero, los pegajosos arroyos de lava habían recorrido más de tres kilómetros desde la cima según el Instituto Filipino de Vulcanología y Sismología (PHIVolcs).

Aunque las imágenes del Monte Mayon son sorprendentes, el volcán aún no es realmente explosivo. PHIVolcs, que monitorea los numerosos volcanes de la cadena de islas, ha establecido el nivel de advertencia actual en 4 sobre 5, lo que significa que hay una "erupción peligrosa inminente". En este punto la erupción explosiva puede ser inminente, dice Janine Krippner, una vulcanóloga e investigadora postdoctoral en Concord University. Si la tendencia continúa es posible una erupción en las próximas horas o días.

Ubicado en la gran isla de Luzón, el Monte Mayon es conocido por sus bordes dramáticamente inclinados y pintoresca simetría, lo que lo convierte en una popular atracción turística; algunos escaladores incluso intentan aventurarse a su humeante cima. "Es hermoso, ¿verdad?", se maravilla Krippner. Pero esa belleza no es del todo inocua. De hecho, explica Krippner, la forma simétrica de la estructura se debe en parte a la frecuencia de las erupciones en el volcán.

"Mayon es uno de los volcanes más activos - si no el volcán más activo - en Filipinas, por lo que tiene la oportunidad de seguir construyendo su perfil sin erosionarlo", dice. Desde su primera erupción registrada en 1616, ha habido aproximadamente 58 eventos conocidos - cuatro en apenas la última década - que han ido desde pequeños arrebatos hasta completos desastres. Su erupción más explosiva tuvo lugar en 1814, cuando las columnas de cenizas se elevaron kilómetros de altura, devastaron las ciudades cercanas y mataron a 1.200 personas.

Muchas de estas erupciones son estrombolianas, lo que significa que el cono emite un rocío intermitente de roca fundida que se acumula alrededor de su borde superior. (Las erupciones estrombolianas se encuentran entre los tipos menos explosivos de explosiones, pero Mayon también es capaz de erupciones mucho más violentas). Con el tiempo, estas rocas volcánicas "se acumulan, suben y suben", dice Krippner, creando una pendiente extremadamente pronunciada. Es por eso que, cerca de la cima del volcán, sus lados se empinan en ángulos de hasta 40 grados, aproximadamente el doble del ángulo de la famosa calle Baldwin en Nueva Zelanda, una de las carreteras más empinadas del mundo.

Monte Mayon en 2006

Entonces, ¿por qué, exactamente, Mayon tiene tantos ataques de fuego? Se trata de la ubicación.

Las islas Filipinas están situadas a lo largo del Anillo de Fuego, una curva de vulcanismo que abraza el límite del Océano Pacífico y contiene tres cuartas partes de todos los volcanes del mundo. Lo que impulsa la ardiente actividad de esta región son las colisiones en cámara lenta entre los bloques cambiantes de la corteza terrestre o placas tectónicas, que han tenido lugar durante millones de años. La situación en Filipinas es particularmente compleja, explica Ben Andrews, director del Programa Global de Vulcanismo del Smithsonian. "Es un lugar donde tenemos un montón de diferentes zonas de subducción de diferentes edades que se amontonan y colapsan juntas", dice. "Se pone bastante peliagudo".

Cuando una placa se introduce debajo de otra, las rocas comienzan a derretirse, alimentando la erupción volcánica de arriba. Dependiendo de la composición de la roca en fusión, la lava puede ser delgada y líquida, o espesa y viscosa. Esta viscosidad combinada con la velocidad a la que se eleva el magma determina la explosividad del volcán, dice Andrews: Cuanto más gruesa y más rápida es la lava, más explosiva es la erupción. Mayon produce magma de composición y viscosidad intermedia, pero difiere de una erupción a otra erupción.

Piensa en una erupción volcánica como abrir una botella de refresco agitada, dice Andrews. Si quitas la tapa de inmediato, te espera un chorro de líquido azucarado y carbonatado en la cara, al igual que la liberación repentina de gas y roca fundida que se acumula debajo de un tapón de magma viscoso. Pero si disminuyes la velocidad y primero dejas salir un poco de aire, como los gases que pueden escapar del magma líquido, es menos probable una explosión violenta.

flujo piroclástico en el volcán Mayon

Los medios de comunicación han estado informando sobre una "explosión inminente", advirtiendo que Mayon entrará en erupción en cuestión de días. Pero dada su actividad hasta ahora, aún no está claro si, o cuándo, entrará en erupción Mayon. Los volcanes son extremadamente difíciles de predecir ya que el magma cambia constantemente, dice Krippner.

Desde que el volcán Mayon comenzó a eructar, pequeños flujos piroclásticos - avalanchas de rocas calientes, cenizas y gases - también han caído por sus flancos. Aunque peligrosos, estos flujos piroclásticos tienen el potencial de ser mucho más devastadores. Anteriormente en Mayon, dice Krippner, estos flujos se han registrado a más de 60 metros por segundo. "Son extremadamente rápidos y son extremadamente calientes", dice ella. "Destruyen casi todo a su paso".

Si la erupción continúa uno de los mayores peligros es una erupción explosiva, que podría producir una columna de ceniza volcánica de kilómetros de altura (esta mañana la nube a subido hasta los 5 km). El colapso de esta columna puede enviar flujos piroclásticos masivos y mortales que corren por las laderas del volcán. La última vez que estalló Mayon en una erupción explosiva fue en 2001. Con un rugido como un avión a reacción, el volcán disparó nubes de cenizas y roca fundida a poco más de 7 km hacia el cielo.

También es preocupante el potencial de lo que se conoce como lahares o flujos de escombros. Los rumores volcánicos han estado produciendo activamente cenizas volcánicas, un material que es más parecido a la arena que el tipo de ceniza que ves cuando quemas madera o papel, observa Krippner. Una lluvia fuerte - como es frecuente en estas islas tropicales - es todo lo que se necesita para convertir estas capas de escombros en una lechada y enviarlas a toda velocidad por las laderas del volcán, barriendo con todo lo que se cruce en su camino. Las empinadas laderas de Mayon lo hacen particularmente susceptible a estos flujos de lodo (en la actual erupción, se ha abierto paso fragmentos de materiales heterogéneos arrastrados por la colada hasta 5 kilómetros de distancia del cráter).

Los residentes sufrieron todo el potencial de destrucción de los lahares de Mayon en noviembre de 2006 [PDF] cuando un tifón barrió la región, trayendo consigo fuertes lluvias que saturaron el material acumulado. Se formó un gigantesco lahar que destruyó las ciudades cercanas y mató a 1.266 personas.

Tanto Krippner como Andrews enfatizan que los residentes locales están en buenas manos bajo la cuidadosa vigilancia de PHIVolcs. Los investigadores han instalado una compleja red de sensores que monitorean todos los temblores y eructos del volcán Mayon y están utilizando sus vastas cantidades de conocimiento obtenido de eventos pasados para interpretar cada escalofrío del volcán.

Aquí podemos ver una webcam en directo del volcán Mayon:


Live Streaming of MAYON VOLCANO, taken from The Oriental Hotel Legazpi

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar