updated 7:04 PM CEST, Jul 16, 2018

Sondeando la nube tóxica del volcán Kilauea

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
Loading...

erupción del volcán Kilauea el 15 de mayo

Vídeo de las fisuras y vista aérea del cráter del volcán Kilauea

Uno de los aspectos más notables y dramáticos de una erupción volcánica efusiva, como la que ocurre en el volcán Kilauea de Hawái, es la roca caliente y fundida que fluye de los orificios de ventilación (fisuras) en la superficie de la Tierra. Pero la lava es solo una parte de la erupción. Los volcanes también emiten columnas de gases y partículas desde los respiraderos activos.

Dado que las nubes pueden dispersarse en vastas áreas, los satélites son particularmente útiles para monitorearlas. Por ejemplo, el Sensor Espectrorradiómetro de Imágenes Multiangulares (MISR) en el satélite Terra de la NASA adquiere imágenes estéreo que se pueden utilizar para medir la altura de las nubes volcánicas. También puede hacer observaciones de la forma, el tamaño y las propiedades de absorción de la luz de diminutas partículas (aerosoles) que se encuentran en las nubes.

Aunque el Kilauea ha estado en erupción continuamente desde 1983, el 3 de mayo de 2018 la erupción tomó un giro peligroso, cuando surgieron varias erupciones nuevas de fisuras en un barrio residencial. A medida que las fisuras se abrían, se vertían columnas blancas de vapor de agua, dióxido de carbono y dióxido de azufre. El MISR no mide estos gases directamente; sí mide los aerosoles de sulfato, las partículas que se forman cuando el dióxido de azufre reacciona con la luz del sol y las sustancias en la atmósfera para producir una neblina visible llamada vog. Dado que tanto el dióxido de azufre como los sulfatos son más pesados que el aire, los penachos volcánicos ricos en azufre tienden a hundirse a medida que se dispersan.

 nube tóxica del volcán Kilauea

nube tóxica del volcán Kilauea, vista horizontal

Las imágenes más de arriba muestran las observaciones del MISR de la altura de la pluma el 6 de mayo de 2018. El mapa superior representa la pluma rica en azufre representada en tres dimensiones a medida que se movía a sotavento de las fisuras activas en Leilani Estates. La segunda imagen muestra los mismos datos que una sección transversal, con la altura del Mauna Loa y Mauna Kea para comparar. La mitad izquierda de la imagen a continuación muestra una vista de color natural de la tenue nube desde una de las nueve cámaras del MISR; el lado derecho muestra la altura de la pluma en tonos de rojo y naranja, con las alturas más bajas en rojo oscuro.

nubes tóxicas del volcán Kilauea

Los datos de MISR indican que, el 6 de mayo, la parte superior de la columna se inyectó a aproximadamente 1,5 kilómetros (1 milla) sobre el nivel del mar, pero luego descendió varios cientos de metros mientras se movía 140 kilómetros (90 millas) a sotavento. Los vientos volaron la nube al suroeste a lo largo de la costa, pero sobre el océano, lejos de la gente. Los penachos bajos como este se vigilan de cerca porque pueden suponer un riesgo para la salud si los gases nocivos y las partículas se mueven hacia los centros de población. Si las nubes son especialmente duraderas o intensas, también pueden causar daños a los ecosistemas.

"Además de la altura, una de las otras cosas que podemos decir sobre esta nube, basada en los datos del MISR, es que el contenido de cenizas es bajo. La nube era principalmente vapor de agua y sulfatos", explicó Verity Flower, un vulcanólogo del Goddard Space Flight Center de la NASA. "Las partículas que el satélite detectó eran pequeñas, redondeadas y poco absorbentes de la luz". Las partículas de ceniza tienden a ser más grandes, más angulosas y, a veces, más oscuras porque están formadas por pequeños fragmentos de roca, minerales y vidrios volcánicos.

Para una erupción no explosiva como la del Kilauea, los geólogos no esperan ver mucha ceniza. Sin embargo, los científicos del Servicio Geológico de EE. UU. advirtieron el 9 de mayo que la bajada constante del lago de lava en la cumbre ha aumentado el potencial de erupciones explosivas en las próximas semanas. Si el magma cae por debajo del umbral de la capa freática, podría absorber más agua y producir erupciones explosivas impulsadas por vapor que pulverizarían más rocas y emitirían más cenizas en el proceso.

No está claro por cuánto tiempo permanecerán activas las nuevas fisuras, pero es cierto que Flower y otros vulcanólogos utilizarán todos los datos satelitales a su disposición para analizar la pluma en las próximas semanas y meses. "Además de utilizar los datos del satélite para ayudar a rastrear los peligros que representan las nubes para la salud humana o la aviación, buscaremos ver cómo las emisiones del nuevo sitio de erupción se comparan con las del cráter de la cumbre del Kilauea", dijo Flower. Siempre tratamos de mejorar nuestra comprensión de la geología y el comportamiento subyacente del Kilauea".

El sensor MISR hace pases directos sobre el volcán unas cuatro veces al mes. Otros sensores basados en satélites, como el Ozon Mapping Profiler Suite (OMPS), el Espectrorradiómetro de Imágenes de Resolución Moderada (MODIS) y el Conjunto de Radiómetros de Imágenes Infrarrojas Visibles (VIIRS), pasan a diario y realizan mediciones que complementan las realizadas por el MISR. OMPS, por ejemplo, mide el dióxido de azufre directamente. El Programa de Ciencias Aplicadas de la NASA ha publicado aquí datos de varios sensores de satélites diferentes.

Hoy miércoles 16 de mayo de 2018 se ha elevado el nivel de alerta a Rojo (el más alto). Las fuentes de lava y el vapor continúan arrojando copiosamente desde las grietas de la isla, alcanzando alturas de 30 metros. Para el lunes, había 19 fisuras en total. Hasta el momento, más de 30 propiedades han sido destruidas por la lava, y 2.000 residentes permanecen evacuados.

Erupciones fisurales continúan en el Kilauea

fisura del volcán Kilauea

Aunque el volcán Kilauea en Hawái ha estado en erupción continuamente desde 1983, la erupción tomó un giro peligroso el 3 de mayo de 2018, cuando surgieron varias fisuras nuevas en un vecindario residencial.

fisura del volcán Kilauea

A las 10:41 a.m. hora local (20:41 Hora universal) del 14 de mayo de 2018, el Operational Land Imager (OLI) en Landsat 8 adquirió imágenes de color natural del volcán. La información del infrarrojo de onda corta (banda 7) se ha superpuesto a la imagen superior para mostrar dónde el satélite detectó temperaturas inusualmente cálidas (rojas) asociadas con la lava en las fisuras activas cerca de Leilani Estates. Los recientes flujos de lava aparecen grises; las áreas boscosas son de color verde oscuro. Los hogares aparecen como pequeños puntos blancos.

El Observatorio de Volcanes Hawaianos (HVO) del Servicio Geológico de EE. UU. informó que la fisura 17 en Lower East Rift Zone produjo fuentes de lava y explosiones de salpicaduras que se elevaron más de 30 metros (100 pies) en el aire el 14 de mayo. También notaron que la lava que se movía lentamente desde esa fisura había fluido hacia el este-sureste y había recorrido aproximadamente una milla.

cráter del volcán kilauea desde satélite

Mientras tanto, HVO informó que "una nube constante y vigorosa de vapor y ocasionalmente cantidades menores de cenizas" se elevó desde el respiradero Overlook (en la cima) y se desplazó hacia el suroeste el 14 de mayo.

Referencias y lectura adicional:

NASA Disasters Program Mount Kilauea Eruption, Hawaii 2018.
NASA Disasters Program MISR Aerosol Plume Height Measurements from the Kilauea Volcano Eruption.
NASA Earth Observatory Volcanic Activity at Kilauea.
NASA Jet Propulsion Laboratory Ash from Kilauea Eruption Viewed by NASA’s MISR.
Hawaii County Civil Defense Lava Flow Information.
U.S. Geological Survey Kilauea.

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar