updated 3:21 PM CET, Dec 9, 2016

Seguimiento de los desechos marinos del tsunami japonés

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

escombros marinos por el tsunami de Japón

Llegan los primeros restos del tsunami japonés a las costas de Canadá

Serie de vídeos de tsunami de Japón: Destrucción, propagación, desechos marinos y sistemas de alerta

Hace unos días se empezó a difundir un vídeo en Youtube de la llegada de las primeras basuras a las costas de Canadá arrastradas desde Japón como consecuencia del tsunami del 11 de marzo de 2011 (ver abajo).

Los escombros del tsunami que devastó Japón en marzo podrían llegar también a Estados Unidos tan pronto como este invierno, según las predicciones de los científicos de NOAA. Sin embargo, advierten, que aún hay una gran incertidumbre acerca de lo que exactamente está flotando, donde se encuentra, hacia dónde se dirigirá y cuando llegará. Los investigadores tienen ahora una situación difícil, si no imposible, en sus manos: ¿Cómo lidiar con los desechos que podrían afectar las costas de EE.UU., pero son difíciles de encontrar?

Para aprender más sobre los escombros del tsunami, investigadores de la Administración Nacional Océanica y Atmosférica de EE.UU. (NOAA) han estado trabajando con la Agencia de Protección Ambiental de los EE.UU., el EE.UU. Fish and Wildlife Service, y otros socios para coordinar las actividades de recopilación de datos.

Consecuencias del tsunami de Japón: Desechos marinos

NOAA y sus socios también están coordinando una evaluación interinstitucional y un plan de respuesta para hacer frente a la amplia gama de posibles escenarios y amenazas planteadas por los escombros.

"Nos estamos preparando para mejores y peores escenarios - y todos lo demás", dice Nancy Wallace, directora del Programa de Desechos Marinos de la NOAA.

A medida que se retiraron las olas del tsunami, arrastraron al océano gran parte de lo que había en las zonas inundadas de las costas. Barcos, trozos de edificios destrozados, plástico y metal de electrodomésticos, goma y objetos de todas las formas y tamaños fueron arrastrados por las aguas - ya sea hundiéndose cerca de la costa o flotando en el mar. La basura formó entonces grandes zonas de escombros que se han visto por imágenes de satélite y fotos aéreas de las aguas costeras.

Tsunami de Japón, parte I : La destrucción

El gobierno japonés estima que el tsunami ha generado 25 millones de toneladas de escombros, pero no hay una comprensión clara de cuántos escombros fueron arrastrados con exactitud por el agua, ni lo que ha quedado a flote.

¿Qué queda de los restos?

Nueve meses más tarde, los campos de residuos ya no son visibles. Los vientos y las corrientes oceánicas han dispersado sus elementos en el enorme Océano Pacífico Norte, hasta el punto de que los desechos ya no son visibles desde los satélites. Barcos, que viajan periódicamente por el Pacífico Norte, han reportado muy pocos avistamientos. Sólo dos piezas han sido claramente relacionados con el tsunami.

¿Dónde están?

Los restos de Tsunami Japón viajando a través del Pacífico

Por modelos de computadora a cargo de la NOAA y de la Universidad de Hawái, los investigadores muestran que algunos restos podrían pasar cerca o llegar a tierra en las islas hawaianas del noroeste (en el Monumento Nacional Marino Papahānaumokuākea) tan pronto como este invierno, apareciendo en la Costa Oeste de los Estados Unidos y Canadá en 2013 y, realizando un círculo, de vuelta a las islas principales de Hawái en el año 2014 hasta el 2016.

Los investigadores advierten que los modelos son únicamente predicciones basadas en la localización de cuando los restos entraron en el agua, combinados con las corrientes oceánicas históricas y las velocidades del viento.

Las condiciones del océano están en constante cambio, los artículos pueden hundirse, descomponerse y se dispersan en un área enorme. Debido a que no se sabe lo que está en la columna de agua ni dónde, los científicos no pueden determinar con certeza si todos los residuos llegarán a tierra.

Tsunami de Japón, parte II : Propagación

El mejor y peor escenarios

El peor de los casos es que embarcaciones y concentraciones de otros objetos pesados podrían llegar a tierra en áreas sensibles, dañar arrecifes de coral o interferir con la navegación en Hawai y a lo largo de la costa oeste de EE.UU.. ¿El mejor de los casos? Los escombros se rompen, se dispersan y eventualmente se degradan lejos de las zonas costeras.

Los escombros no va a desaparecer por completo, incluso en el mejor de los casos. Los desechos marinos son un problema constante para los estados de Hawaii y la costa oeste, donde la basura y otros elementos nocivos llegan regularmente a las playas, arrecifes y otras áreas costeras.

¿Qué más va hacer la NOAA?

NOAA ha convocado a expertos para revisar los datos y la información disponibles a partir de modelos y ofrecer sus puntos de vista sobre el destino de los desechos y el transporte. Ellos recopilan importante información sobre el avistamiento de los desechos marinos en el Pacífico Norte a través de North Pacific through NOAA Office of Marine and Aviation Operation Pacific fleet, el NOAA Voluntary Observing Ship Program, que incluye a la industria de buques de transporte de larga distancia, así como al Pacific Island Regional Observer Program de la NOAA que trabaja con la industria pesquera de palangre de Hawaii. NOAA también está trabajando con los EE.UU. Fish and Wildlife Service y el estado de Hawaii en el seguimiento de los desechos en el Papahānaumokuākea Marine National Monument.

Tsunami de Japón, parte III : Sistemas de alerta

Información adicional sobre el seguimiento de los escombros del tsunami

Ocean Conservancy tiene una página web que lo explica de manera muy agradable.

El programa de Desechos Marinos de NOAA también tiene una página de FAQ sobre el tsunami.

National Geographic cuenta la historia de los turistas que pagan para ir en una expedición a buscar entre los escombros con la ONG Fundación de Investigación Marina Algalita y 5 Giros.

El Dr. Ebbesmeyer es un oceanógrafo físico famoso por el seguimiento de patitos de goma y zapatillas Nike a través de los océanos del mundo, y Jim Ingraham es un ex oceanógrafo del NOAA, que desarrolló el modelo simulador de la superficie del océano actual (OSCURS). En este enlace se puede ver una presentación de una hora de duración realizada en el Peninsula College (Port Angeles, WA) el 13 de diciembre de 2011 y patrocinada por el Peninsula College, Coastal Watershed Institute y la Olympic Peninsula Chapter of Surfrider Foundation.

Ver también: Polizones 'secretos' pueden viajar en los escombros del Tsunami

Enlace: National Oceanic and Atmospheric Administration (NOAA)